“Terremoto Errejon”: Podemos ordena que no muevan la tierra….

Podemos intenta no remover la tierra que a nivel nacional ha provocado al “Terremoto Errejón” y, en su reunión de este lunes en su sede central de Madrid, la dirección del partido ha decidido no pedirle formalmente que abandone el escaño de diputado, así como no pronunciarse sobre el nombre del candididato que, en nombre de los podemitas, concurrirá a las elecciones autonómicas por Madrid, según manifestó el viernes el propio Pablo Iglesias al conocer “dolorido y triste ” la decisión tomada por su compañero de partido y amigo inseparable desde que entraron en la Universidad complutense de Madrid, Facultad de Ciencias Políticas. Esa elección que, probablemente caerá en la figura del secretario general de Podemos en Madrid, Ramón Espinar, algo que según los expertos electorales puede ser un autentico desastre.

Recién terminada la reunión de la dirección de Podemos, Errejón, ex portavoz del partido en el Congreso de los Diputados y sustituido por Irene Montero tras Vistalegre II, comunicaba al Grupo parlamentario su decisión de dejar el escaño, aunque no se lo haya pedido la dirección, para dedicarse a la campaña electoral para la Presidencia de la Comunidad de Madrid a través de la plataforma de Manuela Carmena. El anuncio de Errejón (“Yo no vine a estar en política, vine a hacer política y eso significa tomar decisiones”) se produce tres días después de que tanto él como la alcaldesa de Madrid hicieran pública su alianza electoral.Una alianza (plan oculto, según la dirección del partido), que pasa por sumarse a la plataforma “Mas Madrid”.

En esa plataforma se han integrado los concejales más cercanos a la alcaldesa Carmena, se encuentran los que no han querido participar en las primarias de Podemos ante las maniobras del ex Jemad, el general Julio Rodríguez, responsable de Podemos en la ciudad de Madrid, que pretendía ir de número dos como futuro sustituto de Carmena, y que pretendía hacer una lista de candidatos que no respondía al pacto en que se había llegado con ellos y con los deseos de la alcaldesa, con lo que corrían el riesgo de los que saliesen elegido no fuesen los que quería la alcaldesa y que en la actualidad forman parte de su equipo.

Entre la salida de su número 2, Íñigo Errejón, y la difí́cil gestión de la crisis catalana, el partido que revolucionó la izquierda se debilita en vísperas de las elecciones importantes. Esta ruptura ilustra dos fenómenos importantes. Por una parte, señala hoy el periódico francés Liberation la profunda rivalidad entre Pablo Iglesias e Íñigo Errejón, al encarnar el primero una concepción vertical, autoritaria y más radical del movimiento, y el segundo una idea más transversal y más comedida de la izquierda… La ruptura no era pues más que cuestión de tiempo. El otro fenómeno tiene que ver con la trayectoria de Podemos y la crisis secesionista catalana.

Para muchos, la escisiónn provocada por Errejón es también una manera de anticipar el fracaso anunciado de Podemos en las próximas elecciones, autonómicas municipales y, posiblemente, generales en beneficio, según los sondeos, de un auge de la extrema derecha de Vox, que sorprendió consiguiendo 400.000 votos en las legislativas de diciembre en Andalucía. El debilitamiento de Podemos tampoco es una buena noticia para el jefe del Gobierno socialista, Pedro Sánchez.

Casi todos los medios internacionales ponen el acento en que ese partido colectivo, esperanza de la izquierda, se divide cuando faltan cuatro meses para las elecciones autonómicas y municipales y en un quinto aniversario de su formación “amargo” en casi todas las regiones. “He aquí – dice con dureza el italiano Il Fatto Quotidiano– la ambición desmesurada del diputado y cofundador de Podemos, en el ultimo tira y afloja con el líder.” El digital Politico cree, sin embargo, que gran parte de la crisis de Podemos está en su pacto con la Izquierda Unida comunista y su postura a favor de la independencia de Cataluña.

En este ”Totum revolutum“ también aparece la compañera del líder Iglesias, la madre de sus hijos y la sustituta de Errejon como portavoz en el Parlamento de Podemos, Irene Monrtero. En una entrevista al periódico italiano Il Messagero, la compañera de Iglesias, que es la que en estos momentos dirige el partido, cuenta como la pareja se ha dividido los permisos parentales para cuidar a sus hijos mellizos. “Es bastante inédito – cuenta- para el secretario general de un partido. Pablo Iglesias todavía es el secretario de Podemos y esto es muy importante: cuando una persona disfruta del permiso parental no hay que sustituirla, sino reconocer que disfrutar de este permiso es compatible con mantener el propio espacio de trabajo”.