Ni Quim Torra es Martin Luther King, ni esto es Alabama…

El  Presidente de la Generalitat Quim Torra  se ha disfrazado este martes de Martin Luther King , de cuyo asesinato  se cumplió en abril, el cincuenta aniversario y, ha convocado a los catalanes a una gran Marcha por los Derechos Civiles, a la que ha llamado que se sumen también todas las ciudades españolas en una solidaridad activa a favor de los derechos civiles, entre ellos el derecho de Autodeterminacion.

Esa marcha, como si estuviesemos en la Alabama racista (término muy querido por el señor Torra) en los años sesenta, empezaría este miércoles  y se extendería durante todo el mes,hasta el primer aniversario del Referéndum del día 1 de Octubre, punto de referencia del que, ha insistido el Presidente de la Generalitat hay que partir, junto con la Declaración de la Independencia el 27 de Octubre. De eso partimos y a partir de ahí negociaremos. “Ha habido un intento de destruir el indepdentismo , pero el pueblo de Cataluña ha resistido y no renunciaremos a nada. Libertad o Libertad, ese es el camino”.

En un discurso épico, pactado con el ex Presidente Puigdemont y con los políticos presos y pendientes de juicio, el  Presidente Quim Torra, en su anunciada  intervención política en el Teatre Nacional de Cataluña (el mismo escenario donde se adelantó la independencia de Octubre)  ha avanzado sus planes para consolidar la  “República catalana” que pasa por una no aceptación de cualquier sentencia contra los políticos presos, a menos que sea la absolución.  Asimismo, ha señalado que en caso de que los líderes del “procés” sean condenados tras el juicio que tendrá lugar en noviembre, él se negará a “acatar”  cualquier sentencia y plantear al Parlamento las decisiones que haya que tomar ante lo que ha dicho es un “juicio político”.

“Si fuera el caso de que la sentencia no fuese la libre absolución de los procesados, estudiaré qué decisiones hay que tomar y me pondré a disposición del pueblo de Cataluña, a través de sus representantes legítimos en el Parlamento. Asimismo, esta decisión será comunicada a los representantes catalanes en el Congreso y el Senado de España”, ha  dicho un Torra que ha llamado a la movilización de cara a tres acontecimientos claves en las próximas semanas: la Diada del 11 de septiembre, el aniversario del Referéndum del primero de Octubre y la Declaración de Independencia de Cataluña el 27 de Octubre .

Por si quedaba alguna duda, Torra ha dejado claro que no quiere ningún Referéndum autonómico, de desarrollo de un Estatuto de Autonomía que en su momento, rechazó el Tribunal Constitucional por anticonstitucional y que supuso para Cataluña, ha recordado el Presidente de la Generalitat la ruptura de lo que fue el Pacto de la Transición. De esta forma cerraba la puerta que abria ayer el Presidente del Gobierno Pedro Sanchyez, haciendo un llamamiento a un diálogo que con Torra parece imposible porque el parte de la ruptura y del hecho de que ya están luchando por la aplicación de la independencia declarada el 27 de octubre. Hasta ahora, de poco ha servido el deshielo iniciado por Sánchez. Con Torra ese dialogo parece imposible…

Tras esa declaración de independencia de la que parte cualquier plan político,  se produjo la huida de Puigdemont, despues de convocar a todos los miembros de su Gobierno a estar en sus despachos,  tras la intervención  de la Generalitat por el Gobierno central,  con la aplicación del articulo 155 de la Constitución, articulo que ya está reclamando de nuevo su aplicación, Ciudadanos y Partido Popular dada la situación de enfrentamiento en  Cataluña y el comportamiento fuera de la realidad del nuevo  Presidente de la Generalitat, un iluminado  que, de pronto,  parece haber descubierto a Martin Luther King. Pero ni es Martin Luther King, ni esto es Alabama aunque, en el fondo, se corre el peligro de igualarla en violencia si siguen estos llamamientos  a ocupar las calles y los puntos claves y estratégicos de Barcelona…por los CDR, Comités de Defensa de la República.