Los independentistas, en abierto desafío contra el Constitucional

Ni los anuncios de recursos de amparo ante el Tribunal Constitucional de la totalidad de la oposición (PSC, Partido Popular, Ciudadanos); ni la petición de que el paso que se iba a dar iba en contra del funcionamiento legal de la Cámara; ni la ausencia del PP en una Junta de Portavoces, que no se podía convocar porque, todavía, no estaban constituidos todos los grupos parlamentarios, ya que faltaba el Partido Popular que no se constituirá hasta este viernes; ni las reiteradas protestas de todos los partidos políticos, ni siquiera el sentido común, han podido impedir que la presidenta del Parlamento catalán, Carmen Forcadell, antigua presidenta de la Asamblea Nacional de Cataluña (ANC), haya dado luz verde a la resolución independentista que será votada el próximo 9 de noviembre, con la que se iniciará la llamada “desconexión” de la legalidad española, para ser substituida progresivamente, por la nueva legalidad catalana, que consagrará el inicio de la ruptura de Cataluña con el resto de España.

En contra de la propia legalidad del Estatuto de Autonomía, y con la única obsesión de que la propuesta de resolución rupturista tiene que votarse el 9 de noviembre, aniversario del referéndum ilegal por el que se encuentran imputados tanto Artur Mas como la vicepresidenta del Govern catalán Joana Ortega y la consellera Irene Rigau, Carmen Forcadell, la responsable como presidenta de la ANC, de las movilizaciones ciudadanas de las últimas “Diadas”, y defensora ardiente de la resistencia pacífica, ha forzado todo tipo de legalidad estatutaria y ha logrado el que la proposición sea debatida con la máxima urgencia posible.

De este modo, Forcadell, será probablemente, la primera afectada por el primer recurso que el Gobierno presente ante el Tribunal Constitucional, de acuerdo con la última reforma legislativa que le concede al máximo Tribunal, la posibilidad de sancionar a quien no cumpla sus resoluciones y sentencias. Con esa reforma exprés del Constitucional, aprobada en septiembre, para hacer frente al reto independentista, está prevista la imposición de fuertes multas a quien no cumpla las sentencias, así como la suspensión en sus funciones de las autoridades o empleados públicos que no cumplan las resoluciones, sentencias o mandatos. Además se pide al Gobierno central que adopte “las medidas necesarias” para asegurar la ejecución de las sentencias, sin perjuicio de que también se exijan responsabilidad por la vía penal.

Carmen Forcadell puede ser la primera afectada, pero serán muchos más los que pueden, en cadena, verse citados por el Constitucional en el caso de que se cometa alguna ilegalidad y ésta sea sancionada por el Alto Tribunal. Porque no se trata sólo de la declaración que contiene la proclamación de la “República catalana”, sino que en la proposición se insta a los ciudadanos a que muestren su desobediencia civil a lo que llaman “autoridades españolas”. Y, sobre todo, que se enfrenten con el Tribunal Constitucional, que es el encargado de considerar los planes de los nacionalistas contrarios a la Ley española. Un Tribunal que, insisten, ha perdido toda su legitimidad y no deber ser obedecido. Es por tanto, desde ese momento, cuando el nuevo gobierno catalán, debe tener en cuenta exclusivamente las decisiones del Parlamento regional, y no las de las Cortes españolas.

Es decir que los separatistas catalanes están dispuestos a seguir adelante con la independencia a pesar del Tribunal Constitucional, y la resolución de ruptura se votará el próximo lunes aunque el TC intente suspender la celebración del pleno, ha dicho públicamente el portavoz de gobierno catalán Francesc Homs, se votará a pesar de todos los recursos. Es como dice el ministro de Asuntos Exteriores García-Margallo un auténtica “rebelión”.

El único consuelo es que la forma de actuar de la Presidenta del Parlamento ha provocado que, por primera vez, los partidos “unionistas” hayan plantado cara a los independentistas, empeñados en acelerar al máximo la declaración unilateral de desconexión de España. Sin respetar siquiera no sólo la Constitución española, sino el propio Reglamento del Parlamento catalán. Por eso, los 52 parlamentarios que constituyen el bloque de los tres partidos
(Socialistas, Populares y Ciudadanos), han decidido presentar un recurso de amparo, ante el TC contra la admisión de la declaración independentista de Junsts pel Si y la CUP y la reunión de la Junta de Portavoces, aunque fuentes socialistas luego han aclarado que el recurso sobre la celebración de la Junta será conjunto, no así el de la declaración rupturista, que será presentado por cada partido.

  1. RM714 says:

    Está claro: los votos del PP van a la abstención y a Ciudadanos. Podemos arrebata votos a IU , muchos, y a Psoe, menos. Los de UPyD ….¿adónde irán?

    Y no se acaba el bipartidismo porque no había bipartidismo. Eso del bipartidismo es un invento de los simpatizantes de Podemos, entre los que cuento a Sebastián. De hecho, en Andalucía han gobernado esta legislatura Psoe e IU, frente a PP. No veo el bipartidismo por ningún lado.

  2. jin jack says:

    Tengo una duda ¿Desde cuando le han comprado su opinión? Aun recuerdo cuando usted apoyaba no solo a UPyD sino a Rosa Díez, ahora solo le falta pedir la guillotina para la señora, se muy bien que usted no me va a contestar, de hecho muy seguramente ni le guste que le contesten, pero aún así le haré unas preguntas ¿Sabe que Ciudadanos es un partido que es aupado por el PP? ¿Sabe que el único partido con las cuentas claras es UPyD? ¿Sabe que Ciudadanos no las tiene nada claras? ¿Se ha leído el programa de UPyD? ¿Se ha molestado tan siquiera en evaluar cuál partido es más trasparente? Sean cuales sean sus respuestas, hay algo claro que yo se.

    A ustedes les importa una mierda, quien gane y si es mejor o peor para el pueblo, para la mayaría de los escritores de este sitio web, todo esto es solo un divertimento, ya que a sus vidas nada cambia.

    Con todo esto, yo se muy bien que Rosa Díez no es santa y considero que debería ya apartarse de la primera línea, pero aún con ese pensamiento, UPyD para mi y muchos que no caen en esta patética campaña de difamación, sabemos que UPyD con todo, sigue siendo la opción mas positiva para España.

    Así que usted siga con este juego, que por cierto se le da mejor a su compañero Marcello, que a pesar de la oleada de extremismos, injurias, mentiras y demás basura, un grupito de gente que no le gusta ni el bipartidismo ni sus marcas blancas, seguiremos con el voto a ese partido “residual”

  3. Jumomo Pi says:

    Decía el poeta que “nada
    es verdad ni mentira pues todo es del color del cristal con que se mira”.
    Dicho esto y dejando claro que en España las encuestas no sirven para nada
    porque no revelan el resultado de los comicios, mi lectura de esta encuesta es
    la siguiente: 1º) El PSOE apenas pierde TRES escaños mientras que el PP, pierde
    DIECISÉIS, e IU pierde OCHO, mientras que PODEMOMOS gana VEINTIDOS escaños y
    C’s CINCO. 2º) La primera conclusión es que el PP, es el GRAN PERDEDOR, seguido
    de IU; PODEMOS emerge como TERCERA
    fuerza política en Andalucía pero a gran distancia del PSOE, que le dobla en
    escaños, y del PP, por lo que la HEGEMONÍA PSOE-PP se mantiene. 3º) No se
    puede afirmar que el bipartidismo haya caído en Andalucía porque con este
    resultado existe una alta probabilidad de que el PSOE pacte con el PP, para no
    ser comidos por PODEMOS. 4º) Para muchos ciudadanos del 15-M, el resultado de
    PODEMOS puede ser decepcionante.

    Lo dicho:
    Hay que esperar para ver.