Gowex; el escándalo económico del verano

La noticia este martes del Financial Times ha vuelto a colocar a España en el terreno de la desconfianza a pesar de la mejora de la imagen internacional del país y de los buenos y positivos datos económicos. En esta ocasión ha sido un escándalo, el protagonizado por la empresa tecnológica Gowex, encargada de redes wifi en ciudades e instituciones, un proyecto en el que miles de españoles habían metido sus ahorros, y a los que se les ha llevado a la ruina, lo que ha provocado la alarma y la preocupación de los inversores extranjeros a los que FT les daba la noticia, sin muchas matizaciones.

“Con remordimientos por el hundimiento de la antigua favorita del mercado bursátil, el Gobierno español trata de calmar a los nerviosos inversores insistiendo en que el fraude contable que desplomó a la proveedora de wifi era un “caso excepcional”. Luis de Guindos, ministro de Economía, dijo que la Comisión Nacional del Mercado de Valores, el regulador bursátil español, y el Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas, el perro guardián de la contabilidad, iban a lanzar dos investigaciones sobre Gowex y su auditora”.

La declaración de De Guindos llegó después de que inversores y empresas huyesen del Mercado Alternativo Bursátil de Madrid, donde tres de sus 23 compañías cotizantes se han declarado en suspensión de pagos. Los precios de todas las acciones del MAB cayeron y tres compañías perdieron al menos una quinta parte de su valor al cierre del mercado. En una medida aparte, cuatro empresas que cotizan en el MAB afirmaron que intentarán trasladar su cotización a otro mercado, lo que suscita dudas sobre el futuro de la bolsa menor a largo plazo.

Lo que el Financial Times cuenta es que la señal de alarma sobre la empresa española, puesta de ejemplo como fruto de un emprendedor, Jenaro García, la daba la misteriosa agencia Gotham City Research radicada en Nueva York con un informe de 93 páginas sobre Gowex que provocaba que las acciones de la compañía se desplomasen en tres horas un 35%. Según Gotham las acciones de la compañía tecnológica no valían nada, exactamente cero euros, y sus cuentas estaban falseadas.

Pero ¿Quién es el máximo responsable de Gowex que ha reconocido que ha estado falsificando las cuentas y que, a estas alturas, ya debería estar en prisión preventiva? Jenaro García Martín (Madrid en 1968) está metido en el mundo de los negocios, según su perfil de Linkedln, desde que tenía 19 años. Su primer proyecto fue importar coches desde distintos países de Europa, para más tarde dedicarse al sector de las materias primas en Latinoamérica y entrar en el mundo financiero a través de una filial de Morgan Stanley.

Ya de vuelta a España, se metió en uno de los primeros ISP (Proveedor de Internet) españoles, que acabó facturando seis millones de euros y que vendió a sus socios al otear que el negocio lo iban a copar las operadoras. “Decidí entonces aprovechar mis conocimientos sobre mercados financieros y crear con varios socios Gowex en 1999″, afirma, un modelo de negocio inédito y de seguro éxito, que se ha demostrado como un gran fraude en el que están atrapados miles de pequeños inversionistas que confiaban en el tipo de negocio, en el propio emprendedor y en la seriedad de las autoridades económicas para controlar ese mercado MAB en la que las empresas buscaban financiación.

En este caso ha fallado todo, han fallado los auditores que han engañado, ha fallado el empresario-emprendedor que ha construido durante años una gran estafa y, sobre todo, han fallado las autoridades del Mercado Alternativo Bursátil y la propia CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores) que debería haber detectado algún tipo de anormalidad en este enorme escándalo que vuelve a poner en duda la credibilidad del país.