¡Manos arriba, esto es un rescate!

Cuarenta y ocho horas después el rescate al sector financiero español por un montante que puede llegar hasta los 100.000 millones de euros, el diez por ciento del PIB, ni la Bolsa ha reflejado positivamente esa medida espectacular y ha bajado un 0,54 por ciento, ni la prima de riesgo ha bajado como se esperaba sino que ha vuelto a situarse en la cifra peligrosa de los 522 puntos, 32 más que el viernes, al tiempo que el bono a diez años se ha colocado en un interés del 6,5 por ciento, más caro que el precio del día anterior al gran rescate.

Para los expertos la situación se explica por la incógnita de lo que va a pasar el Domingo en las elecciones griegas y, sobre todo, por las dudas que existen sobre las condiciones sobre el rescate español, cuya letra pequeña empieza a trascender hasta el punto que se cree que tendrán que cumplirse todas las condiciones que sugirió la comisión Europea hace días (implantación del IVA, anulación de las ventajas por la compra de vivienda, revisión del sistema de pensiones, reestructuración de las ayudas al desempleo…), sin descartar la llegada de los “hombres de negro” que tanto preocupa al Ministro Montoro y que llegaran si, efectivamente, como dice el ministro alemán federal de Finanzas, Wolfgang Schäuble, la “troika” (la Comisión, el BCE, y el Fondo Monetario Internacional) son los encargados de vigilar todo el proceso de reestructuración bancaria y de cumplimiento de los objetivos de déficit. Es decir que a pesar de la insistencia del Ministro de Guindos y del Presidente del Gobierno, no estamos ante una ayuda a los Bancos, ni ante un crédito al sistema financiero, sino, ante un rescate, el cuarto que se produce en la eurozona.

En este sentido es tal la ofensiva gubernamental para defender lo que es indefendible (y solamente hay que asomarse a la prensa internacional para valorar el ridículo que esta haciendo el Gobierno con su negativa a la existencia del rescate) que el presidente del Gobierno Mariano Rajoy se resiste, a dar ninguna otra explicación del, según él ,inexistente rescate, si bien en la sesión de control de este Miércoles todos los grupos políticos han incluido preguntas sobre el tema que tendrá que contestar tanto el cómo como algunos de sus colaboradores madis próximos.

Tras su forzada comparecencia informativa del domingo, obligada por la reacción y las críticas de la prensa, horas antes de aparecer en el estadio de Gantt en Polonia para asistir, junto a su hijo Mariano, al partido de la selección nacional española frente a Italia, una aparición que paso desapercibida para la mayoría de los asistentes al partido, más pendientes del desarrollo del mismo y , en todo caso de las consecuencias del rescate. que de la presencia presidencial , el presidente del Gobierno decidía no comparecer en el Congreso, tras la sesión de control de este miércoles, hasta después de la Cumbre europea de los días 28 y 29.

Una fecha en la que ya se conocerán los datos de las auditoras privadas, Oliver Wyman y Roland Berger , encargadas por el Ministro de Economia, aunque eso ya servirá de bien poco, tras la publicación del preceptivo informe del Fondo Monetario Internacional, (FMI), hecho público , horas antes de la reunión del Eurogrupo, precisamente para forzar la convocatoria de la cumbre económica , ante la actitud dilatoria del Presidente español y de su Ministro de Guindos, que se negaban a cualquier tipo de rescate, algo que era prácticamente imposible dada la situación límite en la que se encuentra la eurozona, pendiente de las elecciones griegas del domingo.

Aunque la verdad es que si la comparecencia, exigida por la casi totalidad de los grupos parlamentarios, se desarrolla en los términos de la pantomima del domingo, que se convirtió en un insulto a la ciudadanía, una traición al electorado y un engaño a la opinión pública, mejor es que, por dignidad de la clase política, se posponga hasta que la evidencia de que estamos ante un rescate y no ante una ayuda generosa europea que nos la conceden por el sentido común y la credibilidad de Mariano Rajoy, sea tan clara que sea imposible ningún tipo de engaño.

Cuando poco a poco se empiecen a conocer las condiciones del rescate, cuando los grandes medios internacionales comiencen a filtrar nuevas y duras condiciones de por que y bajo que compromisos, se nos ha dado un crédito de hasta 100.000 millones de euros, cuando la economía española está en plena recesión y lo va a seguir estando durante el año que viene, según el estudio que ha hecho el Fondo Monetario Internacional para realizar el stress al sector financiero español, nos daremos cuenta del gran escándalo de ocultación que ha sufrido este país , este fin de semana, por parte del Ministro de Economía y Competencia Luis de Guindos, criticado duramente por el Presidente del Banco Central Europeo Mario Draghi por la forma en que se ha llevado la reforma financiera, y, la crisis de Bankia y, sobre todo, por parte del presidente del Gobierno.

Al final, todo es cuestión de tiempo y sirve de muy poco el engaño.

2 comentarios
  1. José Ruiz says:

    Sr. Racionero. Con casi seguridad, el camarero/a que aquí le atendiera, sería licenciado y no supiera quienes fueron, ninguno de los dos

  2. José Ruiz says:

    Ah! Permítame felicitarlo por su ecuanimidad. Son sus líneas, las primeras que leo, objetivas, en 35 (?) años, que hacen referencia a nuestro último dictador

Los comentarios están desactivados.