La Reina, sola, en la semifinal de Sudáfrica

El presidente del Gobierno, que emprendía el lunes por la tarde, un viaje oficial a Estrasburgo donde hoy comparecerá en el Pleno del Parlamento Europeo para, posteriormente, dar una conferencia de prensa conjunta con el presidente del Parlamento Jerzy Buzeky y, con el presidente de la Comisión Europea Van Rompuy, no asistirá al partido de la semifinal del Mundial de Fútbol, entre la selección española y Alemania en el estadio de Durban en Sudáfrica, ante las dificultades que está encontrando para encontrar apoyos parlamentarios de cara al importante debate sobre el estado de la nación.

Zapatero, que ha sido muy criticada por no estar presente en el partido que enfrentó a España con Paraguay, al que no asistió ninguna autoridad española, excepto el presidente de la Federación española de fútbol Ángel Maria Villar, y el secretario de Estado para el Deporte Jaime Lizabesky, ha decidido quedarse en Madrid mañana miércoles y no viajar a Sudáfrica.

El presidente, que en la Cumbre del G-20, en Toronto, apostó ante los líderes mundiales que España ganaría el Mundial de Fútbol y que recibió del presidente norteamericano Barak Obama los mayores ánimos para que la victoria española fuera posible, ha decidido quedarse en Madrid con el argumento de que tiene que preparar el debate sobre el estado de la nación que se celebrará en el Parlamento los día l4 y 15 de Julio.

A diez días de que se produzca el debate del estado de la nación, Zapatero centra todos sus esfuerzos en sumar apoyos de los grupos, aunque esto signifique no poder apoyar a la selección en el Mundial de Sudáfrica.

El jefe del Ejecutivo ha asegurado, en rueda de prensa en la Moncloa con el presidente sirio, de visita oficial en España, que “el partido lo veré aquí porque tengo mucho trabajo y acometer muchas decisiones en los próximos días”

A diferencia de la canciller alemana Ángela Merkel que, viajó a Sudáfrica para apoyar a la selección de su país en los cuartos de final, contra Argentina, Zapatero, que además ha asumido las funciones de ministro de Deportes decidió no estar en el partido contra Paraguay y ha decidido en las semifinales de mañana miércoles, quedarse en Madrid y apoyar a la selección a distancia.

Verá el partido en el Palacio de la Moncloa convencido, además, ha ironizado, a la vista del encarecimiento de la Deuda Pública española con relación al bono alemán de que “vamos a superar el diferencial con Alemania”

La única representación española la ostentará la Reina Doña Sofía que viajará sola a Sudáfrica (sale hoy a las doce de la noche) con el objetivo de apoyar a la selección española y quedarse allí en el caso de que España pase a la final el partido se celebre el domingo.

No podrá acompañarle el Rey Don Juan Carlos que, por prescripción facultativa, no puede todavía viajar en avión después de la intervención quirúrgica que se le realizó en un pulmón en Barcelona. Tampoco podrán viajar los Príncipes de Asturias, que tienen actos programados en las tres Academias militares, el primero de los cuales se celebra hoy en la Academia General del Aire en San Javier, donde se celebrará una entrega de despachos