La Guía Repsol suma 200 establecimientos de barrio a sus soletes

Taberna Andaluza Sacromonte

GUÍA REPSOLTaberna Andaluza Sacromonte

Casas de comidas de toda la vida, cafeterías sin rastro de turistas y barras con décadas de historia alejadas de los centros de las ciudades integran los nuevos 300 soletes de la Guía Repsol que desde hoy suma la guía gastronómica.

Con estos 300 nuevos establecimientos, aumenta hasta 500 las opciones gastronómicas escondidas en barrios de la periferia que escapan de la masificación del centro de las ciudades.

"Los Soletes de Barrio buscan la capilaridad, llegar a todos los rincones y poner el foco en lugares que merecen una visita pero no suelen aparecer en los medios", señala los organizadores de la Guía Repsol en una comunicado difundido este jueves.

La lista combina bares de toda la vida con emprendedores que cada vez optan más por las zonas periféricas para ahorrar costes. La lista se concentrado en las capitales de provincia y algunas ciudades importantes.

En esta ocasión toman el protagonismo barrios como Carabanchel, Vallecas, Barajas o Usera (en Madrid); Sants, Poble Nou, Horta-Guinardó o Nou Barris (en Barcelona); Cedro, Algirós, Patraix o Torrefiel (en Valencia) y Nervion, Triana o Los Remedios (Sevilla).

Esta es la quinta edición de esta distinción de la Guía Repsol. Dos de ellas descubrieron chiringuitos y terrazas para saborear el verano; en Semana Santa se concentró en los establecimientos de carretera, y el pasado otoño la edición se concentró en los guisos y las barras de diario.

"Hay vida más allá del centro de las ciudades. Lo saben bien quienes viven ahí, que tienen sus lugares de referencia perfectamente identificados. Guía Repsol, que busca democratizar la gastronomía y detectar lugares interesantes en todos los rincones de España", explica María Ritter, directora de Guía Repsol.