Ladrillos ‘deluxe’ y bolsas de té con diamantes: los productos de lujo más locos del mundo

Parece que bañarse en dinero no implica solo comprar bienes de primera clase, como un Ferrari o una mansión gigante, sino también excentricidades de lo más disparatadas e innecesarias. Desde un retrete de 300 dólares (260 euros) para defecar como un monarca hasta señuelos para pescar o hacer que pescas por valor de un millón de […]