La NASA desmiente oficialmente que tenga una colonia de niños trabajando en Marte

Los rumores iban cogiendo peso, y la agencia espacial estadounidense ha optado por salir al paso para acabar con ellos de un plumazo. Porque vale que muchos crean que sobre nuestras cabezas, a miles de kilómetros, todavía pulula desde tiempos de la Guerra Fría algún avión espacial encargado de derribar los posibles misiles que los soviéticos lanzasen contra los norteamericanos. Eso pase. O que la humanidad piense que Neil Armstrong dio su “gran paso para la humanidad” en un estudio televisivo y no en suelo lunar. Por eso no hay problema. Pero una cosa muy diferente es que piensen que están secuestrando niños para mandarlos a colonias en Marte. Por ahí no pasan.

Un portavoz de la NASA ha salido al paso para desmentir estos últimos rumores que había hecho circular por internet Alex Jones, conspirador profesional y jefe de la web InfoWars, una de las páginas web más populares entre el público de Estados Unidos cuando de conspiraciones se trata. Este tipo que aparece en sus vídeos rodeado de papeles para dar más credibilidad a aquello de lo que habla (o al menos intentarlo), había entrevistado al ex agente secreto estadounidense Robert David Steel para tratar de sonsacarle información al respecto de las colonias que la agencia espacial estaba creando en Marte con menores, supuestamente. Y vaya si lo consiguió.

“Creemos que actualmente hay una colonia en Marte que está poblada por niños que fueron secuestrados y enviados al espacio”, apuntaba sin tapujos Robert David Steele. Y eso no era todo. Puestos a largar, afirmaba que “una vez han llegado a Marte, no tienen otra alternativa que ser esclavos en la colonia marciana”.

Además, para echar leña al fuego y aumentar la polvareda en torno a esta cuestión, Jones añadió: “Sé que el 90 por ciento de las misiones de la NASA son secretas y me han contado ingenieros de alto nivel de la NASA que no tienes ni idea. Hay tantas cosas que están pasando”. Todo ello por si todavía alguno de sus millones de oyentes de todo el país no se había asustado lo suficiente, que ya nos parecía extraño.

Por esto mismo, la agencia espacial no tardó en salir al paso para tratar de acallar los rumores y poner un poco de cordura en toda esta trama. “En Marte no hay humanos, solo hay vehículos motorizados que operan allí”, afirmaba de forma rotunda Guy Webster, un portavoz de la NASA. “No obstante, este estúpido rumor en la red aparentemente se ha convertido en información”, se lamentaba. En cualquier caso, y por si pudiera quedar alguna duda a este respecto, hay quien apunta que en Marte sería imposible sobrevivir. No solo porque su atmósfera está cargada de dióxido de carbono, sino además porque la temperatura media en la superficie de aquel planeta es de -81 ºC. Ahí es nada.

Trump, fan de Alex Jones

No es la primera vez, y todo apunta a que tampoco será la última, que este peculiar presentador radiofónico salta a la palestra para tratar de atemorizar a los ciudadanos del mundo con sus historias. No es necesario echar la vista demasiado atrás para recordar el caso conocido como ‘Pizzagate’, en el que según los rumores lanzados por Jones a través de internet el jefe de la campaña de Hillary Clinton habría estado dirigiendo una red de pederastia en el sótano de una pizzería situada en un barrio de Washington. Por si no fuera suficiente, también añadieron a la trama ritos satánicos y algunos otros detalles que, como es obvio, acabaron por ser desmentidos como el resto de la historia.

Aunque estas conspiraciones pudieron acabar en tragedia, ya que un hombre armado se propuso investigar si eran ciertos los rumores y se presentó con un rifle en la pizzería, donde comprobó de primera mano que nada de lo que había leído o escuchado era cierto, el actual presidente de los Estados Unidos tiene en muy alta estima a Alex Jones.

Donald Trump ha reconocido abiertamente su admiración por Jones, al que incluso llegó a decir cuando se conocieron en persona que “su reputación es increíble”. Además, por si fuera poco, el presidente norteamericano reconoció que estaría encantado de concederle una entrevista de media hora para su programa. Ya se sabe, Dios los cría y ellos se juntan: al mismo tiempo que censura a los periodistas de aquellos medios de comunicación que no son de su agrado, Trump parece dispuesto a dar protagonismo a un tipo cuya principal labor profesional es pergeñar conspiraciones.

Y que haya niños secuestrado por la NASA en Marte, más allá de ser una absoluta pamplina y algo por completo falso para todo aquel que tenga dos dedos de frente, no puede acabar en tragedia. Eso sí, decir que los atentados del 11-S estuvieron orquestados por las autoridades de Estados Unidos es algo mucho más peliagudo que puede traer graves consecuencias si algún chiflado armado va acabando con la vida de gente inocente. Ya se sabe, si Trump lo admira demasiado bueno no puede ser.

———————–

Con información de Idaho Statesman, Sputnik News, The Daily Beast, El País, Mundo Esotérico Paranomal, PrensaPress y El Periódico

¡Que no cunda el pánico!

El dibujo de las Oreo es un mensaje oculto: la teoría de la conspiración más deliciosa

El argumento más chanante contra la neutralidad de la Red: “Usar internet es como comer Oreos”

La hipótesis del zoo: ¿puede haber una conspiración alienígena para ignorarnos?

Diez teorías de la conspiración 100% españolas