Para que no descanses en paz: convierte tus cenizas en un disco de vinilo

Cuando un ser querido se despide de este mundo, nos deja como legado miles de recuerdos, quizá posesiones materiales y, en algunos casos, una urna con sus restos. Pero, ¿por qué conformarse con una vulgar lápida o vasija cuando podemos transformarnos en arte, en música celestial? Y es que nuestras cenizas pueden invocar las notas que emocionen a nuestros seres queridos durante el resto de sus vidas transformándose en un disco de música.

El proceso en realidad es bastante menos poético. La compañía And Vinyl te ofrece un servicio capaz de convertir tus restos mortales en… un vinilo. Si alguna vez has pensado que canción querrías que sonara en tu funeral, ahora también puedes pensar en cuál quieres que se convierta tu cuerpo.

Jason Leach es un empresario con varios sellos musicales de música alternativa, pero ha decidido ampliar el negocio con un nuevo sello: “Death to Vinyl”. En ella ofrece dicho servicio, con el que convertir tus restos en un precioso vinilo, y reproducir una canción, el sonido de tu voz, o simplemente dejarlo en blanco.

El proceso en realidad es muy simple. Las cenizas se mezclan en el vinilo aún estado líquido antes de ser prensado. Así, se mezcla con el material y tus restos se convierten en el sonido de tu canción favorita. Eso sí, el tiempo máximo de duración es de 12 minutos por cara. Los fans del rock progresivo tendrán que escoger con cuidado.

El servicio cuesta unas 3.000 libras esterlinas e incluye 30 discos para regalar a familiares y amigos. Una edición limitadísima, con un tema de tu elección. Pero ya para rizar el rizo, y si quieres pagar un poco más, por ese precio puedes tener tu propia canción. Así es: uno de los artistas de Daftwerk, uno de los sellos propiedad de Hague, compondrá una canción sólo para ti. Aunque si lo que deseas es grabarte hablando o recitando algo, también puedes contratarles para que compongan una banda sonora o utilizar su biblioteca de “loops” para darle más vidilla al asunto.

La empresa ofrece, además, la posibilidad de tener arte personalizado: bien puedes poner el nombre y las fechas pertinentes, cual lápida, o por 3.000 libras más, un retrato exclusivo del artista James Hague. El truco está, además, en que él también utilizará tus cenizas para crear este cuadro, mezclándolas con su pintura, y usándolo como portada.

La oferta se complementa con la posibilidad de distribuir tu single por todo el mundo, hacer lo mismo con tu mascota o hasta contratarles para organizar un FUNeral, un entierro alegre. Una celebración de la vida donde pincharán, entre otras cosas, tu disco.

Una propuesta ideal para puretas, hipster o, simplemente, excéntricos de todo tipo. Nosotros queremos un And Vinyl en España y poder convertirnos en el soporte físico de un tema de El Fary. Soñemos, amigos, soñemos.

Conviértete en arte en And Vinyl. Imagen adicional de Musical Fidelity