Cómo preparar un mini-convite

Cuando era pequeña mi abuela me hizo un regalo maravilloso: la piscina tropical de Barbie. Había tumbonas, palmeras, flotadores y una barbacoa donde podías “cocinar” unos chuletones de ternera con rodajas de piña (recordemos que se trataba de una piscina tropical). También había platos, vasos y cubiertos a medida de las pequeñas manos de Barbie […]