El trampolín roto

No hay manera de salir del pozo y aunque da la impresión de que hemos podido haber visto los mínimos anuales, no hay señales de confirmación del posible rebote, salvo el famoso cambio de mes y la llamada "pauta del primer día", que ha hecho sonar la música sin que nadie tenga muy claro cuál ha sido el posible motivo: cierre de posiciones cortas, sobreventa, ofertas de otoño, o vaya usted a saber.

El caso es que es el IBEX, en plan Penélope de pacotilla, pierde los jueves lo ganado el lunes o martes, volviendo una y otra vez a la casilla de salida, sin que haya manera de escapar a la ruina caracolera que atenaza al mercado, salvo algunos valores, habas contadas, que están dando alguna alegría en el camino de la desolación.

Invertir, intentando simplemente que la terrible inflación no acabe devorando los ahorros de años de esfuerzo, se convierte en una ardua tarea, en la que son muy pocos, incluyendo a la mayoría de grandes gestores, los que consiguen ganar, o, en el peor de los casos, perder menos que el índice de referencia del mercado en el que hayan decidido arriesgar sus ahorros, por lo que hay veces en los que dan ganas de venderlo todo, apagar el ordenador y marcharse de viaje olvidando por una larga temporada a los mercados y a los mercaderes, recordando aquel viejo dicho que dice que: "No hay mal que cien años dure, ni cuerpo que lo resista".

La apertura con hueco alcista, que fue cerrado, oscilando la jornada entre el máximo de los 7.638 y el mínimo de 7.482, para acabar cerrando en 7.511. Mal cierre por hacerlo por debajo de la media de la sesión, aunque positivo por seguir respetando alguna de las referencias de control .

El aspecto técnico ha mejorado tímidamente, pese a estar lejos de poder celebrarlo lanzando voladores, debido a lo cerca que seguimos estando del precipicio de los mínimos anuales, convertidos en una de las referencias más interesantes a las que prestar atención para la próxima semana. Sin recuperar la cota de los 7.800 seguimos en tierra de nadie o si lo prefieren: laterales bajistas.

Los rangos ajustados de cara a las próximas jornadas, quedarían más o menos así: el amplio entre 7.240 y 7.810 y el estrecho entre 7.480 y 7.780 puntos.

La recomendación de carácter general, continúa siendo la de MANTENER las posiciones ganadoras: los perfiles más inquietos mientras no perdamos la zona de los 7.500 o si no puede con los 7.800 puntos. Los moderados y conservadores siguen cerrando por encima de los 7.480 y de los 7.400 puntos respectivamente.

Resumen semanal y repaso de los valores más significativos...

La semana (del 29 de septiembre al seis de octubre), finaliza con un avance de 144,60 puntos, equivalentes a una subida del 1,96 %, dejando al IBEX 35 con unas minusvalías del 13,80 % en lo que llevamos de ejercicio.

Septiembre terminó bajando el 6,59 %.

Telefónica: no termina de hacer suelo, pese a que ha lanzado más de un tiro al poste de los 3,30. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 3,30 o recuperación de los 3,40 euros.

Santander: no sólo ha recuperado los 2,40 a los que nos referíamos en el último comentario, sino que ha superado la segunda condición en 2,50, por lo que se puede respirar tranquilo, siempre y cuando no vuelva a perderlos. Mantener mientras no pierda los 2,40 para los medioplacistas o no pierda los 2,50 euros para los perfiles más inquietos.

BBVA: recuperar los 4,60 le ha dado alas, coqueteando nuevamente con la resistencia situada en torno a los 4,90. Mantener mientras no pierda los 4,60 para los medioplacistas o no pierda los 4,70 euros para los perfiles más inquietos.

Iberdrola: continúa en su particular batalla por abandonar la tierra de nadie. Liquidez salvo apoyo en la zona de los 9,40 o recuperación de los 9,80 euros.

Repsol: recuperar los 11,80 le dio alas, yéndose un euro arriba y provocando la lógica recogida de beneficios por la rapidez del movimiento efectuado. Mantener mientras no pierda los 12,10 para los medioplacistas o no pierda los 12,50 euros para los perfiles más inquietos.

Inditex: otro valor con ganas de recuperar los euros perdidos. Mantener mientras no pierda los 21,50 para los medioplacistas o no pierda los 21,70 euros para los perfiles más inquietos.

Como siempre, feliz semana y mucha suerte en la bolsa y en la vida.

AVISO LEGAL: este comentario no supone una incitación a la compra venta de acciones. Son simples referencias para que cada inversor tome sus propias decisiones de inversión en función de su perfil de riesgo.

Sobre el autor de esta publicación

Ignacio Sebastián de Erice

Nació en Burdeos en 1955. Desde hace quince años se dedica de manera profesional, exclusiva e independiente a los mercados.

En junio de 2003, fundó la web Bolsakrak.com desde la que asesora tanto a jornaleros bursátiles como a inversores medioplacistas.

En 2007 publicó un libro contando sus experiencias de esos años “La bolsa y la vida, confesiones de un jornalero“, va por la segunda edición, de la que se han hecho varias impresiones y ha sido publicado también en México, para ser distribuido en algunos países de habla hispana.

Colaboró en Financiero Digital, escribiendo comentarios diarios sobre la bolsa, y a veces también sobre la vida.

Colabora y ha colaborado en numerosos programas radiofónicos de bolsa y economía, principalmente en los consultorios, intentando responder a las dudas de los oyentes, en las emisoras de Punto Radio, Radio Intereconomía, Onda Cero y Gestiona Radio.