¿Por qué nos gustan las guapas?, de Rafael Azcona

¿Por qué nos gustan las guapas?, de Rafael Azcona. Ed. Pepitas de Calabaza. 2012. Tapa dura. ISBN 978-84-939772-5-2. 498 págs. 30 €.

¿Por qué nos gusta Azcona? Porque ha escrito los guiones de Plácido y El Verdugo. Porque la pregunta parece tan obvia como la que da título a este libro. Ya anuncié la publicación por parte de la editorial Pepitas de Calabaza de la recopilación de artículos, dibujos y viñetas que Azcona realizó para La Codorniz de 1952 a 1958. Este es el primer volumen y le seguirán en 2013, “¿Son de alguna utilidad los cuñados” y “Repelencias”.

En este volumen, querido lector, encontrarás una recopilación de artículos firmados con distintos nombres: Prof. Azconovan (que nos dicta consejos para la vida diaria como “Consejos a los novios pobres” p.403), Az (artículos sobre temas de gran interés como la Conferencia sobre el calurfio, p. 256) o los firmados por Azcona y su serie “Don Herminio”, un señor muy vehemente y ruidoso que aparece de repente en sus citas con Amparito para que juntos acudan a deshacer entuertos.

Hacer de la obviedad algo gracioso requiere desmenuzar la realidad, poner cada elemento por separado e intentar comprender algo. Yo creo que es lo que se pretende en cada uno de los artículos. Es suficiente con el título de cada uno de ellos para que empiece a asomar la sonrisa y el trasunto surrealista. Como en La Vocación, p. 212, cuando el niño, conminado por sus padres a que escoja una profesión, les comunica que ha decidido ser huérfano. Y a pesar de la insistencia de los padres en que lo bueno es hacerse explorador de tierras amazónica, el niño se obstinó: “o huérfano de padre y madre, o nada”.

O la crítica taurina de “Toros en 1963”, p. 229, en la que el toro pertenece a la ganadería Madrid-Zaragoza-Alicante y el torero se mostraba erguido y saleroso como una ría baja.

Y ya paro y no cito más artículos, que el libro tiene 498 páginas, aunque “Aprenda Vd. a gastarse un duro”, p. 426 y ¿Cómo llegar a centenario”, p. 368… No diré la tontería de que como son artículos sueltos, puedes leerte uno y continuar otro día…no. Hay que leerse todo Azcona de tirón, para entrar en su universo satírico y que títulos como.: “Puede un señor ser un perro de san bernardo” o “cómo adelgazar sin comer” nos parezcan de gran seriedad y rigor.

Enhorabuena a los agraciados que van a leerlo y a los editores, Pepitas de Calabaza y Fulgencio Pimentel por ofrecerlo para que lo leamos y como dicen en la nota a la edición: siéntate, lee y levanta el vuelo.

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *