Y Pelosi en Taiwán

Nancy Pelosi llega a Taiwán

EFENancy Pelosi llega a Taiwán

Por si no tuviéramos bastante con la guerra de Putin en Ucrania y con la amenaza rusa de cortar el gas a la Unión Europea, al presidente de EEUU, Joe Biden, cuyo liderazgo está hundido en las encuestas y tiene a USA en recesión, se le ha ocurrido la disparatada idea de desafiar a China y enviar a Taiwán a la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, con lo que Moscú y Pekín han reforzado sus alianzas.

Y el presidente chino Xi Jinping, que reclama el territorio de Taiwan como parte de China como Putin el Donbas ucraniano, ha desplegado maniobras navales en aguas cercanas a Taiwán para exhibir su poderío naval y como advertencia a Washington.

Donde Biden estaba ayer festejando la muerte del jefe de Al Queda Ayman Al Zawahiri al que han fulminado con un misil lanzado desde un dron que impactó de lleno en casa que el sucesor de Bin Laden tenía en Kabul. Lo que provocará algún nuevo atentado yihadista de envergadura en cualquier objetivo occidental.

No había ninguna necesidad de provocar ahora a China con la presencia de Pelosi en Taiwán pero está visto que Biden necesita ‘éxito internacional’ para relanzar su liderazgo en los EEUU camino de las elecciones legislativas del mes de noviembre,.

Y cuando el ex presidente Donald Trump prepara su regreso si consigue evadir sus responsabilidades ante la Justicia por el asalto al Capitolio y por presunto fraudulento fiscal.

Pero esta crisis de Taiwan a quien más beneficia es a Rusia porque mejora su relación con China. Y a quien más preocupa, por lejana que nos parezca, es a la Unión Europea porque refuerza a Putin. Y, aunque directamente es a USA a la que más afecta, no olvidemos que EEUU es el líder de la OTAN.

Sin olvidar que las tensiones entre Washington y Pekín tienen repercusión en los mercados internacionales que ya están sobre cargados de incidentes de corte político por la guerra de Ucrania, la inflación global y crisis energética y de la alimentación. Sin perder de vista en todo ello la inclemencia del clima y un horizonte para el otoño que empieza a presentarse como muy inquietante y descorazonador.

Sobre el autor de esta publicación