La Fusión Nuclear acabará con las dictaduras

energía nuclear

EFEenergía nuclear

La Fusión Nuclear ‘comercial’, de la que habla con asombrosa clarividencia la joven científica austriaca de 35 años, Eleonora Viezzer -en declaraciones al diario El País- es una nueva fuente de energía, poderosa, segura y verde, que está en investigación y puede salvar a la Humanidad y el Planeta Tierra de la vigente crisis energética mundial que ahora depende de naciones con regímenes dictatoriales y que incluye impacto negativo en el clima de las energías fósiles, el petróleo, gas y carbón.

Dice Eleonora Viezzer: ‘en una década, con un vaso de agua se abastecerá de energía a una familia durante 80 años”. Dios te oiga, hija de la sabiduría, porque si eso es cierto personajes como Putin y Maduro, o los reyezuelos de las dictaduras teocráticas del Golfo Pérsico y de otros países como Argelia, Irán y Nigeria que son productores y exportadores de gas y petróleo se irán a hacer puñetas y no podrán chantajear a nadie con su petróleo o con el gas.

Y personajes como el Emir de Qatar, que se acaba de comprar a Mbappé no pintarán nada aunque tengan muchos millones guardados porque en Qatar, como en la Arabia Saudí y otras teocracias de la zona, estallarán pronto las revoluciones sociales frente a los opulentos dictadores.

Y en todos los países del mundo bajarán a precios ínfimos los costes de la energía tanto familiar como industrial, y se iniciará un tiempo nuevo que, a ser posible, convendría adelantar a lo antes posible porque 10 años se nos hacen muy largos.

De ahí esta interesante carrera científica en pos de esta nueva fuente de energía de ‘fusión nuclear’ para uso comercial que sobre todo ya se está desarrollando por grandes consorcios científicos de los EEUU, y que en Europa va con cierto retraso, aunque en Francia se acaba de reactivar el proyecto ITER. Y a saber que están haciendo los chinos porque seguro que Pekín no quiere quedarse atrás.

Según la joven Viezzer, que trabaja en investigación en la Universidad de Sevilla y que ha sido galardonada con el Premio Princesa de Gerona, las investigaciones en curso -agárrense- van así:

‘Tratamos de reproducir en la Tierra la fuente de energía que alimenta las estrellas, la fusión nuclear. La enorme masa del Sol permite confinar el plasma de fusión a altísimas densidades facilitando enormemente la fusión. En la Tierra, sin embargo, uno de los métodos de confinamiento del plasma más avanzados se basa en jaulas magnéticas; campos magnéticos que mantienen el plasma de fusión levitando en el vacío y minimizando así el contacto con las paredes del reactor.

En el centro del plasma tenemos 200 millones de grados centígrados, mientras en la pared pueden ser solo 100 grados. Para la fusión, nosotros usamos el deuterio y el tritio, que son isótopos del hidrógeno más pesados: el primero lo podemos sacar del agua del mar y el tritio, de la corteza terrestre. Si los fusionamos, creamos una nueva partícula Alfa, que es helio, y liberamos una energía de 17.6 mega-electrón voltios [MeV]. Si traducimos MeVs en unidades más cotidianas, esto significa que, si fusionamos una cantidad de deuterio y tritio similar a la que cabe en una cucharilla de café (2,5 gramos), por ejemplo, podemos crear una cantidad similar de energía a la que generaría un campo de fútbol lleno de carbón (28 toneladas) en combustión. Por cada gramo, con la fusión nuclear, podemos generar hasta 10⁷ más energía que con la misma cantidad de combustible fósil.’

O sea: ‘la gallina’. Pero por ahí van las cosas y cuanto antes se encuentren solucionen pues para nosotros mucho mejor, porque el barril de petróleo costará un dólar y llenar de gasolina el depósito del coche diez céntimos de un euro. Y Putin y Maduro desaparecerán en compañía de otros dictadores y todo ello permitirá mejoras muy importantes en las naciones más pobres del mundo y estabilidad en nuestra Europa ahora tan amenazada por guerras y enloquecidos personajes como éste Putin que acabará muy mal.

Sobre el autor de esta publicación