El Barça eliminado y desarbolado por el Bayern

Barça

Barça Bayern

La crisis económica y deportiva del Barcelona C.F. es profunda y no tiene visos de solucionarse a corto o medio plazo. Necesitan dinero, fichajes y una actitud y compromiso que hace tiempo que no se ve en los partidos de los culés.

El Barça está muy tocado y puede que también contagiado por el pésimo y deprimente ambiente político, y la enorme fractura social, que impera en Cataluña en general y en Barcelona en particular y que por supuesto afecta  a la economía y la sociedad catalana que no levantan cabeza desde aquel y demencial y fallido intento de golpe de  catalán.

Todo esto está relacionado y por supuesto eso afecta al Barça y empeora su crisis económica y deportiva. Y en estas circunstancias de nada o poco sirve la llegada de Xavi al banquillo del primer club catalán que ayer fue eliminado por el Bayern de Múnich (3-0) en la fase de Grupos de la Champions League, lo que no le había pasado al Barça en los últimos veinte años.

Los alemanes fueron muy superiores e implacables en una fría noche donde el equipo de Xavi buscó y peleó por la victoria desde el inicio del encuentro con una agotadora presión sobre el equipo alemán y con contra ataques y cabalgadas de Dembelé, que llegó una y otra vez hasta la portería de Neuer pero sin éxito de gol.

Sin embargo el entusiasmo inicial del equipo catalán se fue apagando y la impresionante ‘máquina de guerra’ del Bayern se hizo con el control del partido y de pronto apareció, en el minuto 34, el eterno Muller que marcó el 1-0 en remate de cabeza desde el interior del área catalana.

Muller se ha convertido en un verdugo habitual del Barça al que ya le ha clavado ocho goles. Pero no es el único ‘matador’ del día de ayer porque quien remató el partido en el minuto 43 fue el joven y letal Sané (que pudo haber marcado dos goles más) con un poderoso zapatazo desde de fuera del área catalana. Y con ese 2-0 se fueron al descanso y, en realidad, ahí se acabó el partido.

Aunque todavía en el mutuo 67 Musiala marcó el 3-0 frente a un Barcelona cansado por su esfuerzo inicial y desarbolado frente a la eficacia y la férrea estructura del Bayern.

Xavi no tiene equipo y si viejas glorias de su tiempo (Busquets, Piqué y Alba) y muy jóvenes promesas de mucha calidad (Nico, Pedri, Gavi y Fati) pero aún muy verdes y algunos lesionados. Y sobre todo el Barça no tiene un delantero centro goleador y así, y desde que se marcharon Messi, Suárez y Griezmann, no se puede ganar.

Y menos aún frente a un Bayern muy sólido que ha culminado una fase de Grupos de la Champions excepcional. Cayó el Barça y también el Sevilla frente al Salzburgo (1-0). Y el Villarreal jugará hoy con el Atalanta porque ayer en Bérgamo cayó una gran nevada que impidió la celebración del encuentro.

Sin embargo los que ya están en los octavos de Champions son Real Madrid y Atlético de Madrid, a la espera del sorteo que no tardará en llegar mientras en Barcelona y en Cataluña lo del Barça de ayer se convirtió en otro capítulo y otro momento de decepción, sin duda a juego con todo lo demás.

Sobre el autor de esta publicación