¿Javier Marías censurado en El País? 

Javier Marías

Estábamos esperando con interés y preocupación el que creíamos que iba a ser el tercer y definitivo artículo de Javier Marías en el suplemento semanal del diario El País, donde hace poco más de 15 días inició una serie sobre la impostura de izquierda y democrática del Gobierno de Pedro Sánchez (al que el columnista y escritor no ha citado), bajo el título de ‘Profundamente de derechas, y muy de derechas I y ‘Profundamente de derechas, y muy de derechas II’.

Lo que invitaba a pensar que el pasado domingo habría un tercer artículo titulado ‘Profundamente de derechas, y muy de derechas y III’. Artículo en el que por fin aparecería el nombre de Pedro Sánchez y el motivo o la causa de su impostura de izquierda y democrática que no es otra cosa que su sola y personal ambición de poder.

Marías no nos deleitó con el esperado ‘y III’ y el en su lugar escribió sobre la censura y la autocensura en los medios de comunicación en un artículo titulado ‘Aún lejos de mil’, donde Marías, después de recordar que hace años en otro medio le censuraron un artículo sobre religión, escribe:

‘Me consta que a bastantes lectores les parezco un cascarrabias, y de eso no me voy a defender. Pero también sé que a otros los “consuelo” o “reconforto” con mis palabras, y que agradecen ver impreso lo que ellos piensan y —me cuentan— no se atreven a expresar ni entre sus amistades, por temor a ser rechazados si lo hacen. A eso hemos llegado, sí: a lo más grave que le puede ocurrir a una sociedad libre y democrática, porque es algo propio de las dictaduras: a tener miedo de opinar en voz alta.’

Todo eso está muy bien pero ¿dónde está el señalamiento de Sánchez y la tercera entrega de la serie ‘Profundamente de derechas…’. A lo mejor fue un lapsus de Marías no haber puesto en su segundo artículo ‘y II’.

O puede que le hayan leído la cartilla, quizás la ‘Pepa Mala’ -así la llaman algunos en la Redacción-, en cuyo caso Javier Marías estaría preparando su despedida para sumarse a la diáspora de notorios columnistas del diario El País desde que Antonio Caño fue cesado en la dirección y luego expulsado de la empresa de muy mala maneras, como a buen seguro sabrá Marías.

Corren malos tiempos para la lírica en el periodismo español, donde ahora impera, a izquierdas y derechas, ‘la militancia pura y dura’ -como la que reclamó Felipe González en el PSOE tras el estallido de los GAL. Y está de ‘capa caída’ la norma del periodismo anglosajón de separar la información de la opinión, porque los editoriales de los primeros diarios nacionales, tanto de la izquierda como de la derecha, suelen llevar un gran titular a cuatro columnas en la portada del diario.

O sea, estimado Javier Marías, ojalá que la ausencia del ‘y III’ (aún estás a tiempo de escribirlo) se deba al lapsus y no a la censura. Pero que sepas que entre algunos de tus lectores este incidente, unido a tu último artículo sobre la censura, ha provocado una ‘Profundamente’ importante inquietud.