La última encuesta favorece a Casado

Casado

Nada nuevo bajo el sol de la política española si nos atenemos al resultado de la última encuesta de Sigma-2 sobre intención de voto en España y que le ofrece al PP de Pablo Casado la victoria con un 28,5 % de los votos y 130 diputados. Mientras que al PSOE de Pedro Sánchez lo sitúa en el 25,1 % y 100 escaños, a Vox le otorga el 14,6 % y 45 diputados y a UP el 11,1, % y 24 escaños, MP 3,4 % y 7 escaños y Cs 3,3 % y 1 diputado.

Es una encuesta que confirma la media de últimos sondeos profesionales e independientes, que nada tienen que ver con las encuestas que hace el CIS del caradura de Tezano, imputado en los tribunales por la malversación de los fondos públicos que maneja el CIS.

La encuesta de Sigma-2 es muy buena para el PP, porque a ella Casado aún podría sumar el 3,3 % que le queda a Cs y, en campaña electoral y con el argumento del ‘voto útil para derrotar a Sánchez’, aún puede recuperar un 2 o 3 % de los votos que tuvo el PP y que a finales de 2019 se fueron a Vox. Lo que de producirse podría acercar al PP al 32 % de los sufragios y eso ya sería una opción importante para llegar al Gobierno.

Pero todavía quedan más de dos años por delante para los comicios de finales de 2023 y de aquí a entonces -salvo sorpresa de un adelanto de las elecciones- todavía pueden pasar muchas cosas.

Pero al día de hoy y a pesar del enorme poder político y de la propaganda mediática de la que disfruta Sánchez, el PP sigue en cabeza y parece muy probable que seguirá porque el creciente protagonismo de la vicepresidenta comunista Yolanda Díaz en el gobierno y con sus políticas intervencionistas dañará más la imagen de Sánchez y de su gestión radical.

Y ello mantendrá alto el nivel de rechazo a Sánchez entre las clases medias del centro político que es el espacio electoral donde se decide el ganador de las elecciones en España.

Y es ahí donde Casado puede avanzar para lo que cuenta, a su pesar, con el apoyo de Santiago Abascal desde Vox porque con sus recientes ataques al PP y a Casado el líder de Vox le está diciendo a los electores que el PP está muy cerca del centro de la política. Y ese centro que desde luego ha perdido Sánchez es el lugar decisivo en España para conocer los resultados finales de la noche electoral.