Si Ayuso adelanta elecciones en Madrid el PP podría presentar otro candidato

El vicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias no tiene más función que la de insultar a la oposición. Un día los tacha de golpistas, otro de machistas y en el día de ayer de criminales señalando a la presidenta madrileña Isabel Díaz Ayuso como presunta ‘criminal’ por lo ocurrido en residencias de mayores en Madrid, con el alto número de ancianos fallecidos y afectados por el virus del Covid-19, a los que no se quisieron trasladar a tiempo a los hospitales.

Sin duda un asunto muy grave en el que, en nombre del Gobierno, debió haber intervenido el propio Pablo Iglesias como responsable de Asuntos Sociales, pero no hizo nada con la excusa de que las residencias eran una competencia de las CC.AA.

El asunto en cuestión ha derivado en un enfrentamiento entre Cs y PP en el seno de la CAM, desde donde Isabel Ayuso lanza veladas amenazas sobre un posible adelanto electoral, que sería abortado si el líder madrileño de Cs Ignacio Aguado plantea antes una moción de censura contra Ayuso con el apoyo del PSOE.

Estamos en un duelo en ‘la alta sierra’ o un pueblo del Oeste americano a ver quien desenfunda primero. Si Ayuso con el adelanto electoral, o Aguado con la moción de censura. Los dos se lo están pensando y en la dirección nacional del PP con el mayor interés y el análisis de las encuestas que ellos creen que les benefician.

Aunque en caso de adelanto electoral no está claro que el PP pueda volver a presentar a Ayuso, que ha resultado ser un desastre. Y en este caso una vez que Ayuso disuelva la Asamblea de la Comunidad de Madrid, Pablo Casado  puede proponer, en menoscabo de Ayuso, a otro candidato como cabeza de cartel del PP en Madrid.

Y lo mismo podría ocurrir con el suave Ángel Gabilondo por parte del PSOE si se reabre la batalla electoral de Madrid.

Sobre todo porque en la bancada del PP en la Asamblea de Madrid no hay ningún diputado con nivel para asumir la presidencia. Y ese es otro motivo por el que Casado querría el adelanto electoral haciendo esta vez unas listas con gente más preparada y de mayor nivel.

Además en el PP están muy preocupados porque alguna de las querellas presentadas contra Ayuso (y su consejero de Sanidad), por lo ocurrido en las residencias de mayores, ya está presentada ante el Tribunal Supremo -ella es presidenta autonómica y está aforada- y en espera de ver si es admitida a trámite o no por el alto tribunal. Y si Ayuso va a juicio lo tiene muy mal, una vez que existe un Protocolo distribuido en las residencias por la CAM en el que se descartaba, como norma general, el traslado de ancianos enfermos por el virus a hospitales, lo que constituye una prueba contundente que Ayuso no podría explicar.