Sánchez pretende fichar a Carmena y Errejón

Si se confirma en próximos días la repetición electoral del 10 de noviembre, tras la ruptura de las negociaciones del PSOE con Podemos, Pedro Sánchez  intentará incorporar a sus listas a Manuela Carmena y a Íñigo Errejón con el argumento de su ‘Programa Común Progresista’ y con la aviesa intención de debilitar más a Podemos. 

Una maniobra de ese calibre se convertiría en un ‘casus bello’ añadido a la tensa relación de Pablo Iglesias y Pedro Sánchez, lo que complicaría más si cabe un pacto de investidura del PSOE con Podemos tras los comicios del 10-N. 

Pero como Pedro Sánchez utiliza la estrategia del entrenador del Atlético de Madrid, Diego Pablo Simeone, de ‘partido a partido’, no dudaría en asestar de entrada a Iglesias ese duro golpe político y personal. 

Ofreciendo incluso a Carmena el ministerio de Justicia y a Errejón, que se aburre en la Asamblea de Madrid, un puesto destacado en la lista del PSOE al Congreso de los Diputados por Madrid.

Esta posibilidad tiene encendidos los ánimos en la máxima dirección de Podemos donde, ante semejante eventualidad, ya hay alguna propuesta para que Iglesias intente firmar la paz con Errejón y su aliados en ‘Mas Madrid’ para acudir juntos a las elecciones en un momento crucial para el futuro de Iglesias y de Podemos. 

Aunque todo apunta a que las heridas producidas por la ruptura política y personal entre Iglesias y Errejón dejó entre ambos heridas muy profundas y difíciles de sanar a pesar de la larga y estrecha amistad que los unió en el pasado. 

La que Iglesias destrozó al maltratar a Errejón después la asamblea de Vistalegre II, en la que Íñigo se alzó con el 33 % de los votos y Pablo lo fulminó. A igual que hizo con otros dirigentes y fundadores de Podemos como Bescansa, Pascual, Alegre, Tania y Rita, entre otros. 

De manera que habrá que estar atentos a los posibles movimientos de Carmena y Errejón si hay repetición electoral, porque Sánchez les tiene echado el ojo -ya lo intentó con Carmena en los comicios municipales- y cualquier cosa puede pasar.