Sondeo de última hora: batacazo de Aguirre, Podemos y PSOE mejoran, C’s flojea

Se dice que las encuestas están prohibidas por la Junta Electoral, pero nada ni nadie puede impedir un sondeo de última hora basado en la intuición o, como se dice en España, ‘a ojo de buen cubero’. Y Marcello es un sabueso experto en la indagación y sabe procesar los últimos escarceos de esta campaña electoral donde hubo un poco de todo y demasiados excesos. Por lo que podríamos imaginar que la guerra sucia de Esperanza Aguirre en Madrid, a palos con sus compañeros del PP y sus adversarios, le puede acarrear un pésimo resultado en favor de Manuela Carmena, ¡ay Manuela!

Y no hacer falta ser un lince para adivinar que el pueblo de Madrid podría castigar con creces a la Condesa de Bombay, e incluso con muchos votos a favor del PP donde aparecería tachado el nombre de doña Esperanza, lo que los convertiría en nulos pero supondría un castigo a Aguirre de los votantes de su propio partido en respuesta a su campaña personalista y enloquecida.

Rajoy lo sabe y de ahí sus llamamientos desesperados de última hora en contra de Ciudadanos. Pero no para salvar a Aguirre –en Moncloa, dicho está, descorcharán champaña se cae derrotada la condesa- sino porque ve que el PSOE de Sánchez podría recuperar el aliento perdido que les dejó el inefable zapatero, y que incluso su pupilo de oro, Ángel Gabilondo podría obtener un buen resultado en Madrid Comunidad, por mas que ahí ganará Cifuentes. Pero falta saber lo votos totales del PSOE y del PP que no están tan claros como dicen algunos.

Y ello a pesar de que Podemos, con crisis Monedero incluida, podría lograr un resultado algo mejor de lo que anuncian las encuestas. El mitin de éxito de Pablo Echenique en Aragón con su entusiasmo y su carricoche es toda una señal, que puede subirle los ánimos a un Pablo Iglesias el que parecía estar deprimido, pero que a fin de cuentas meterá a Podemos en la política nacional.

Menos fuelle del esperado cabe imaginar ahora que tiene Albert Rivera con su partido Ciudadanos, por sus errores en el últimos discursos –España ‘no es país para viejos’ dijo, parodiando a los hermanos Coen-, y también por la aparición de candidatos impresentables en sus listas, que al final han sido mas de un borrón en el que sin duda es un buen escribano. No obstantes los de Ciudadanos parten de cero y lo que logren será bueno para su vonvento, y ahí incluido el hundimiento de UPyD.

Sin embargo el batacazo de Aguirre puede marcar la noche electoral del PP, de la misma manera que la condesa furiosa ha marcado la campaña del partido bajo su sola y exclusiva responsabilidad. Campaña personalista en contra del mandato de Rajoy a sus barones pidiendo que pusieran en valor las siglas del PP. Pero ella es como es y vamos a ver que pasa. Y si, tal y como se huele en el ambiente, muerde el polvo al final le echará la culpa a Montoro por la filtración de su declaración de la renta de 2013.

De manera que el caso Esperanza –y ya veremos como salen Cospedal y Barberá en La Mancha y Valencia, puede enturbiar el resultado nacional del PP, entre otras cosas porque los medios de comunicación primarán lo que ocurra en la batalla de la capital de España. El lugar donde Aguirre quiso imponerse como candidata por encima de Rajoy, Cospedal y Botella, agrediendo de manera impresentable a Manuela Carmena. Y por todo ello la importancia de este resultado. Que si le sale a la condesa tan mal como se dice por los mentideros de la capital pondrá fin a su carrera política. No en vano ella por nada del mundo se quedará en la oposición y menos aún de concejal. Volverá a su empleo catalán de ‘cazadora de talentos’ donde tiene un sueldo espectacular.