Pedro J. gafó a Chacón y Barroso la remató

Casi tiene razón Josep Borrell cuando afirmó días atrás que todos los candidatos que apoyó Felipe González en los congresos del PSOE fracasaron, tal y como se vio con Almunia y Bono. Pero esta vez Glez. –como le llamaba Umbral- acertó por dos puñados de votos porque habría bastado que 12 de votantes de Rubalcaba lo hubieran hecho por Chacón para que la catalana se hubiera hecho con la secretaría general del PSOE. Pero Borrell no sabía que en esta reyerta estaba implicado otro gafe de mas enjundia que Glez: Pedro J. Ramírez. El confidente y asesor de Zapatero, el enemigo furibundo del “felipismo” por aquello del infame vídeo sexual, y eso que cuando Aznar llegó al poder en 1996, Pedro J. le dedicó a Glez. unas flores en un lamentable artículo en El Mundo titulado: “Borrón y cuenta nueva para Felipe González”.

Pues bien, Felipe ha vuelto de la mano de Rubalcaba, y no porque este astuto y correoso político del PSOE haya dado la campanada sino porque Zapatero y Pedro J. le han facilitado el regreso con la peregrina idea de proponer a la inefable Chacón como lideresa de los socialistas. O sea, si Zapatero (y Rajoy) fueron en su día unos inventos de Aznar (como bien dijo Manuel Martín Ferrand, una vez) ahora podemos decir que el triunfo de Rubalcaba y González en el 38 congreso del PSOE son consecuencia de los disparates de ZP y de su alianza con Pedro J.

Y por supuesto de la capacidad de gafar del director de El Mundo, que todo al que apoya lo hunde. Le pasó en tiempos de la UCD con Landelino y Garrigues, luego con Aznar en 1993, después con Mario Conde, o con Aguirre y Costa frente a Rajoy en 2008, y ahora con la Chacón frente a Rubalcaba. El diario El Mundo había montado una campaña de leña a Rubalcaba –como El País de leña a ZP y Chacón- y su apoyó a Chacón fue definitiva en la derrota de la catalana. En la que también ha intervenido el gran Rasputín y marido de Chacón, Miguel Barroso, del que se dice que ha sido el autor de la estrategia mediática de Chacón y uno de los “negros” que redactó ese discurso lamentable, hueco, huero y oportunista. El que ella además interpretó con gritos y gestos desmesurados que revelaban su nerviosismo e inseguridad y demostraban que el traje de secretaria general le quedaba muy grande a la candidata, por mas que ella se presentó –como en la Pascua Militar- vestida con pantalón.

Eso sí, el regreso del felipismo no es muy buena señal, por mas que su presencia junto a Rubalcaba constituye un duro castigo para Zapatero y sus huestes y amigotes: los Miguel Sebastián, De Paz, Roures, Contreras, Díaz Navarro, Ángel Serrano, Monzón, Abelló, Florentino, Del Rivero, Entrecanales, Botín, Villar Mir, y algunos poderosos más que habían puesto huevos y “pasta” en la cesta del zapaterismo a pesar del daño que ha causado a España, por un lado, y al PSOE por el otro.

Pero hete aquí que los chillos de la Chacón espantaron a mas de 100 delegados a los que ZP, Griñán, Pere Navarro, T. Gómez, Barreda, Belloch y otros barones (a los que les huele el culo a pólvora) afines de Chacón, ya habían metido en la orbita de la catalana. Por lo que, antes de iniciarse este 38 Congreso, las expectativas eran de mas de 500 votos a favor Chacón frente a poco mas de 400 para Rubalcaba, porque así lo había amañado el aparato socialista de Zapatero. Pero llegó la hora de la verdad, habló primero el viejo zorro Rubalcaba, con serenidad, aplomo, y un discurso político e ideológico, y luego llegó el histrionismo gesticulante de Chacón, con sus latiguillo de “alto y claro” –Rubalcaba utilizó el “y digo más”-, y al final se le vio la peana de cartón piedra a la santa catalana de ZP. Y Pedro J. perdió otra vez la carrera en el “hipódromo” de El Mundo.

Y no queremos ni imaginar –de buena se libró Rajoy- el lío que habría armado Pedro J. contra el gobierno de Rajoy -haciéndole la pinza con Rosa Díez y Chacón y cenando todas las semanas con Zapatero y Barroso. Pero esta vez, otra vez, el activista/periodista se equivocó y gafó a la Chacón y ella, justo es decirlo, lo mereció.

Sobre el autor de esta publicación