La prosperidad

LA GENTE SABE lo que debe decir. En general lo sabe y lo sabe, no porque se lo hayan dicho. Le hayan instruido en la pertinencia de lo que se puede/debe decir. A veces la gente que no ha ido a la escuela, lo sabe mejor que la instruida y por eso, raras veces vemos a la gente sencilla meter la pata diciendo lo inadecuado o impertinente. Se me dira que es por prudencia, que la gente sencilla, y mas es de origen rural, conoce de sobra que s mejor callar que decir lo inadecuado. Es verdad, conozco de sobra el mundo rural y se que es asi, pero tambien me he topado con personas de bajisimo nivel cultural que conocian lo que habia que callar mejor que nadie. Lo sabian, seguramente porque es verdad que eso se sabe por sensibilidad, a graves de las sensaciones mas que por las instrucciones. Rara vez el comun de la gente dice tonterias, salvo cuando, naturalmente le abocan a ello. Por eso las frases populares estan llenas de terminos asombrosamente descriptivos y oportunos.

La Gente, por navidad, suele repetir frases protocolarias que se usan para esos dias y apenas para mas cosas fuera de esa epoca. Pero de entre todas ellas me llama la atencionla aplicacion popular y sabia del concepto de “Prosperidad”. Es comun oir en los ultimos dias del año, incluso a gente poco comun, repetir la frase de ” que tengas un feliz y prospero año nuevo”

La gente, la que requiere bien, te desea prosperidad, desea que el año que estara por cumplir sea un tiempo en donde propsperes, mejores, seas mas de lo que eres. Es un termino que apenas se usa en estos tiempos de modernidad aunque en el pasado siglo era bastante comun e incluso dio nombre a algunos barrios castizos de Madrid. Prosperar es mejorar, ser mas de lo eras y hoy apenas se les he a los biólogos usar ese termino asociando a la situación buena de especies amenazadas, dando a entender con ello que estan en camino de recuperación y asentamiento.

También se usa el termino en alguna jerga profesional con asiduidad como cuando se usa en terminos de Guion cinematografico o televisivo y con ello se alude a lo mismo: que las tramas progresan los personajes crecen y cambian y las expectativas de conseguir interesar y emocionar al espectador, aumentan. Y poco mas. Las gentes de hoy saben que prosperar es el siguiente paso de sobrevivir y según esta el patio, con eso la gente se da por cumplida. Pero si se quiere mantener el progreso no es suficiente con preservar sino que se precisa ir mas hacia delante y tambien saben de eso bastante los biologos.

Los augures sociales nos anuncian una ración doble de crisis, paro, recortes, subidas de impuestos, devaluación de propiedades y disminución de los logros civiles en el pasado. Parece que fueramos para atras y que si quisieramos encontrar momentos de respiro, seguramente tendriamos que andar a la busca del tiempo perdido. Nada se nos describe por delante que o sea el catlogo sacrificial que debemos consultar cada dia en los medios de cominicacion que se han convertido en el el esperpento de su teoria sobre el valor de la noticia mala y cuanto más mala, mejor. Hoy apenas son que una coleccion de calamidades encadenadas. No, no parece facil que el deseo navideño pueda ser realidad tampoco en este 2012. Y puede que tengamos que cambiar la manifestacion del deseo que late en la fráse hecha, pero el futuro no es otra cosa que el deseo, la luz que nos indica en donde reposan todos los logros por venir, aunque parezca infantil.

Ni todos los deseos se iran a vomitar de una sentada, ni les faltaran ojos a las agujas. Enero