Duro alegato de Biden contra Trump

biden3

Hace un año el mundo entero asistió el 6 de enero de 2021 al sorprendente asalto al Congreso de los Diputados por una turba de manifestantes de la extrema derecha americana y seguidores de Donald Trump que poco antes de marchar sobre el Capitolio fueron jaleados por Trump y su equipo a las puertas de La Casa Blanca.

Siguiendo todos ellos lo que parecía un plan muy estudiado para impedir la ratificación en el Congreso de la victoria de Joe Biden en los comicios presidenciales, creando un vacío de poder para provocar otras nuevas elecciones.

Una conspiración organizada, que está en investigación, y a la que no sería ajeno el propio Trump quien tardó varias horas en pedir a los asaltantes del Capitolio, a los que elogió como patriotas’, que abandonaran el Congreso.

Sobre ello pronunció ayer el presidente Biden en los salones del Capitolio que fueron profanados un serio y contundente discurso acusando a Trump de negarse a reconocer su derrota y al que llamó ‘ex presidente derrotado’.

Y un asalto sobre el que Biden declaró con la mayor firmeza: ¿‘Vamos a ser una nación que acepta la violencia política como norma? ¿Nación donde permitimos a cargos electorales partidistas anular la voluntad legalmente expresada de los ciudadanos? ¿Una que no se guía por la luz de la verdad, sino a la sombra de mentiras?”.

Y añadió: ‘Los que asaltaron este Capitolio, los que instigaron e incitaron y los urgieron a hacerlo, pusieron un puñal en la garganta de Estados Unidos y de la democracia. No vinieron aquí por patriotismo o principios. Vinieron con furia, no en servicio de América, sino al servicio de un hombre’, dijo Biden en alusión a Donald Trump al que solo mencionó reiteradamente como el ex presidente ‘perdedor’ que se niega a reconocer su derrota.

Y no solo él sino también buena parte del Partido Republicano donde Trump mantiene su influencia y que también pone en duda la victoria de Biden lo que se convierte en amenaza contra la propia democracia norteamericana.

Donde los republicanos, presos del populismo personalista de Trump, dudan en condenar sin recato el asalto al Congreso por una banda organizada, de la que muchos de sus integrantes están siendo juzgados y condenados y otros aún continúan bajo investigación.

Como bajo investigación parlamentaria continúa Trump en la comisión del Congreso sobre el asalto al Capitolio, además de en varios juzgados por presunto fraude fiscal y societario de sus negocios privados, así como por su intento, con presiones políticas, de alterar el resultado electoral. En la que ha sido una negra página de la reciente historia de los Estados Unidos que cuando antes una vez esclarecidos los hechos del asalto al Congreso habría que pasar.

Sobre el autor de esta publicación