Torquemada anda suelto, políticos al banquillo

La Vicepresidenta Calvo (una lumbrera) agobiada por tanto acoso mediático a la caza y captura de pecados o pecadillos, o apariencia de ellos, de los miembros del gobierno, ha advertido que la “libertad de expresión” tiene límites. ¡Vaya descubrimiento!, desde luego que les tiene, en las leyes y en la jurisprudencia del Supremo, del Constitucional  […]