Portugal

Polémica en Portugal por el comentario machista del presidente sobre el escote de una joven

"La hija es más guapa que la madre. Su hija todavía va a pillar una gripe, ¿no ha visto cómo es su escote?", dijo el mandatario, que asegura que sólo mostró su preocupación porque hacía frío

El presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, en el momento de la polémica

REDES SOCIALESEl presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, en el momento de la polémica

El presidente de Portugal, Marcelo Rebelo de Sousa, está en un lío. Un comentario machista sobre el escote de una joven durante un viaje en Canadá ha provocado un gran revuelo en el país vecino, con un vídeo que se ha hecho viral, aunque el político ha salido al paso como ha podido y ha mostrado su sorpresa por la polémica. Así, negó este domingo que su comentario fuera sexista y explicó que lo hizo porque hacía frío, para decirle a la chica que tenía que abrigarse.

Preguntado por los periodistas portugueses que le acompañan en una visita de Estado al país norteamericano, Rebelo de Sousa se mostró asombrado. "No me diga, ni siquiera sé lo que tengo que comentar", apuntó.

"No era ningún comentario sexista, ni se me ocurrió, ni para esa joven ni para las ancianitas. No fue sexista en absoluto", agregó Rebelo de Sousa en declaraciones a la prensa en Toronto.

La escena, captada por las cámaras de televisión, se produjo cuando Rebelo de Sousa daba un paseo para verse con miembros de la comunidad portuguesa en Canadá.

Hubo un punto en que el presidente portugués se paró a conversar con una madre y una hija y les dijo: "La hija es más guapa que la madre. Su hija todavía va a pillar una gripe, ¿no ha visto cómo es su escote?".

El vídeo de ese instante se ha viralizado y no han parado de arreciar las críticas contra el jefe de Estado luso, de 74 años.

Rebelo de Sousa precisó este domingo que al final de su paseo por el barrio portugués de Montreal -aunque medios portugueses habían informado anteriormente de que había sido en Toronto- comenzó a llover y hacía frío por lo que alertó "a varias señoras de edad, una de ellas con el pelo blanco, y otras más jóvenes".

"Se lo dije a varias, pero por lo visto solo fue grabada la joven, 'cuidado, porque todavía se pueden resfriar, yo me resfrié", zanjó.

Varios partidos políticos han ido reaccionado al incidente durante este fin de semana en Portugal.

Críticas a Rebelo de Sousa

Uno de los fundadores del partido ecologista Livre, Rui Tavares, dijo este domingo en declaraciones al diario luso Publico que estos comentarios no representan el deber que tiene un presidente de la República de "defender el derecho de las personas a su autonomía y de respetar las elecciones de sus conciudadanos".

Consideró que con sus palabras Rebelo de Sousa "acaba colocando a una conciudadana en una posición que no ha escogido y que es muy probablemente incómoda".

Por su parte, la portavoz del partido animalista PAN, Inês de Sousa Real, opinó que el mandatario debería aclarar si su comentario fue hecho "sin malicia" y "reforzar la importancia de que no se normalicen estos comentarios".

"Hemos tenido recientemente el caso Rubiales en España y la comunidad internacional se movilizó", recordó la portavoz.

"No estamos para equiparar la gravedad de las situaciones -continuó-, pero la verdad es que no podemos olvidar que vivimos en un mundo donde existe una violencia doméstica y un asedio bastante acentuados, y donde muchas veces las palabras proferidas sin malicia puede ser vistas para legitimar comportamientos con otras intenciones".

De Sousa Real y Tavares reaccionaron después de que la secretaria general del partido socialista Isabel Moreira lo hiciera el viernes por la noche en la red social X (antiguo Twitter).

"La noción se explica por sí misma. Estamos en 2023. No se trata de una mujer a la que no se conoce y a la que se le hace una 'broma' sobre su peso. No es una 'broma' sobre un escote. Quien no haya entendido esto y es PR (siglas de relaciones públicas en inglés), aprenda. Y pida disculpas. El sexismo nos mata. No es broma", zanjó Moreira.

No es la primera vez que Rebelo de Sousa protagoniza una polémica de este tipo, ya que el fin de semana pasado ya causaron revuelo unas palabras suyas durante una visita a la región de Alentejo cuando le ofreció un asiento a una mujer y preguntó "¿la silla aguanta?".

El líder del partido de ultraderecha luso Chega André Ventura también se ha sumado a las críticas a Rebelo de Sousa.

"Si fuese yo quien comentara sobre el escote de una mujer en público ya tendríamos decenas de quejas en ERC (Entidad Reguladora para la Comunicación Social), la Fiscalía General y en no sé cuantas asociaciones y observatorios de defensa de la igualdad de género", escribió Ventura el sábado en la red X.

Por el momento la formación política del presidente, el PSD (centroderecha), no se ha pronunciado sobre esta controversia.

A finales de agosto, Rebelo de Sousa ya ocasionó polémica cuando comentando el caso del beso del entonces presidente de la Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales, a la futbolista Jennifer Hermoso, afirmó que se trataba de "una cuestión menor" si se comparaba con la guerra en Ucrania.