Por la guerra en Ucrania

La Eurocámara se prepara para declarar a Rusia como país promotor del terrorismo

La resolución insta a Bruselas a seguir presionando a Moscú con un noveno paquete de sanciones, que incluya un "embargo total" a las importaciones de hidrocarburos y uranio ruso y abandonar los Nord Stream 1 y 2

Manifestantes contra la invasión rusa

Manifestantes contra la invasión rusa

El Parlamento Europeo se prepara para declarar a Rusia como Estado promotor del terrorismo, según ha señalado el eurodiputado que ha elaborado la resolución que se someterá a votación este miércoles en la sesión plenaria que se celebra en Estrasburgo.

La resolución "reconoce a Rusia como estado promotor del terrorismo y como Estado que usa medios terroristas", según ha señalado el eurodiputado detrás de la redacción del texto, el 'popular' lituano Andrius Kubilius, y lo han confirmado fuentes parlamentarias a Europa Press.

Esta es la fórmula común pactado entre los grupos que incluirá la propuesta de resolución, que se centra en denunciar los más de 40.000 crímenes de guerra documentados que habría cometido el Ejército ruso, en particular, las matanzas de civiles ucranianos en lugares como Irpin, Bucha o Izium.

Puesto que el marco legal de la UE no prevé la designación de países como patrocinadores del terrorismo, un esquema que sí existe en Estados Unidos o Canadá, la resolución demanda a los Veintisiete que den pasos por su lado para designar a Rusia y solicita a la UE en su conjunto que desarrolle este mecanismo para denunciar a países que usen medios terroristas, lo que facilitaría "numerosas medidas restrictivas significativas y tendría profundas implicaciones en la relaciones de la UE con esos países".

La propuesta negociada no ha contado con el apoyo de socialdemócratas ni verdes, por lo que queda por ver los apoyos que recibe finalmente recibe la resolución. Fuentes parlamentarias confían en que algunos eurodiputados de estas formaciones acaben apoyando este miércoles la iniciativa pese a las reticencias de sus grupos.

Más sanciones a Rusia y apoyo a Ucrania

Asimismo, la resolución hace hincapié en que la UE siga presionando a Rusia con el noveno paquete de sanciones en represalia a su ofensiva militar en Ucrania. En concreto, piden un "embargo total" a las importaciones de hidrocarburos y uranio ruso y abandonar del todo los gasoductos Nord Stream 1 y 2.

Reclama igualmente estrechar el cerco a las importaciones y atacar a sectores como los diamantes y aumentar las sanciones contra las criptomonedas, además de restricciones contra las personas responsables de los referéndums en las regiones ucranianas ocupadas por Rusia, así como designar a Rusia y Bielorrusia en la lista europea contra el lavado de dinero.

La propuesta demanda cambios en el mecanismo de sanciones por violaciones de Derechos Humanos de la UE para que incluyan casos de corrupción, lo que pueda traducirse en sanciones ágiles contra individuos detrás de tramas de corrupción en Rusia y Bielorrusia. A los Veintisiete les urge a incluir al Grupo Wagner y otras milicias rusas implicadas en el conflicto en la lista de grupos terroristas de la UE.

Sobre las medidas de apoyo a Ucrania, la resolución pide a los estados miembro de la UE aumentar el apoyo "político, financiero y militar" a Kiev en plena guerra de invasión rusa, así como trabajar en un mecanismo de compensación para hacer frente a los daños provocados por el Ejército ruso y facilitar la reconstrucción del país.

También insta a los Veintisiete y las instituciones europeas a apoyar con todo los medios las investigaciones para documentar crímenes de guerra en Ucrania y de esta forma garantizar que hay rendición de cuentas y responsabilidades en la ofensiva militar iniciada por Moscú el pasado 24 de febrero, además de establecer un tribunal especial que juzgue los crímenes de guerra rusos en el país vecino.