Salvini impide desembarcar al Open Arms pese a la oferta de España y cinco países para acoger a los inmigrantes

El Open Arms ha logrado que trece inmigrantes de los 147 que permanecen a bordo del buque desde hace dos semanas sean evacuados de manera urgente a la isla italiana de Lampedusa por motivos psicológicos mientras sigue esperando que se le asigne un puerto, mientras los gobiernos de Francia, Alemania, Rumanía, Portugal, España y Luxemburgo ya han mostrado su disponibilidad a acogerlos y reubicarlos. Pese a este ofrecimiento, el ministro del Interior, Matteo Salvini, sigue negando la autorización al buque humanitario para desembarcar a los inmigrantes restantes en la isla de Lampedusa.

Migrant ship Open Arms heads for Italian port of Lampedusa

El Gobierno español ha confirmado que está dispuesto a participar en un "reparto equilibrado" de los inmigrantes a bordo del Open Arms y está trabajando con la Comisión Europea y otros países miembros de la UE para lograr una solución común. Según han informado fuentes de Moncloa, el Gobierno busca una solución "europea, ordenada y solidaria" para la embarcación. Además, otros cinco países europeos han hecho un ofrecimiento similar. 

Las fuentes han asegurado que el Gobierno confía en poder alcanzar dicha solución y que para ello ya ha trasladado a la Comisión Europea, al Gobierno italiano y a los países implicados en esta operación que España está dispuesta a recibir una parte de los inmigrantes.

El Gobierno, han añadido, considera que el reto migratorio debe ser afrontado por la Unión Europea mediante mecanismos de colaboración en los que participen los países miembros, entendiendo que no es un problema exclusivo de los Estados ribereños del Mediterráneo sino del conjunto de la Unión.

'El País' ha adelantado este jueves que España está dispuesta a acoger a un parte de los inmigrantes a bordo del buque de la ONG española Open Arms y que acepta participar junto a otros países como Alemania y Francia en un acuerdo global.

Precisamente sobre este asunto, el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, ha confirmado este mismo jueves que los gobiernos de Francia, Alemania, Rumanía, Portugal y Luxemburgo, además de España, le han transmitido su disponibilidad para acoger a parte de los 147 inmigrantes a bordo del barco de la ONG española.

Mientras, los extranjeros a bordo de la embarcación ya se encuentran en aguas italianas, frente a la isla de Lampedusa (sur), después de que la Justicia del país cancelara este miércoles la prohibición de Salvini en su contra y en medio de una profunda división del Gobierno italiano.

"Avistamos tierra. Lampedusa. Con el decreto de Salvini suspendido, estamos en aguas de Italia con autorización. Todavía sin puerto, pero el fin de esta pesadilla está más cerca. La humanidad tiene que prevalecer entre tanto sinsentido. #PuertoSeguroYa", ha escrito la organización en las redes sociales.

Este jueves, las autoridades sí permitieron que nueve personas fueran trasladadas a tierra por motivos psicológicos. La situación a bordo del barco es insostenible y los voluntarios de la ONG Proactiva Open Arms han advertido de la posibilidad de brotes de violencia, e intentan disuadir a los migrantes de acciones desesperadas como intentar llegar a la costa a nado.

Cuatro migrantes más han tenido que ser evacuados urgentemente de la embarcación esta noche por complicaciones que requieren atención especializada. Fue desembarcada además una cuarta persona como acompañante, según ha informado la ONG a través de su perfil de Twitter.

Salvini se niega: "Son clandestinos"

La embarcación de momento permanecerá en aguas territoriales hasta que las autoridades italianas le autoricen el desembarco en un puerto, algo que Salvini ya ha dejado claro que no hará.

"Sigo y seguiré negando el desembarco a quienes pretenden llevar a clandestinos solo a Italia", dijo el miércoles el líder de la ultraderechista Liga.

El Open Arms lleva desde el 1 de agosto esperando en el Mediterráneo a que algún país europeo le ofrezca algún puerto en el que atracar, y este miércoles la Justicia italiana aceptó un recurso presentado por la organización y le permitió entrar en aguas italianas, por la situación "de evidente dificultad" en la que se encuentra.

El Tribunal Administrativo Regional (TAR) del Lacio explicó que "la situación de gravedad y urgencia excepcionales" justifica que se permita desde este momento su entrada en aguas territoriales italianas "para que las personas rescatadas que lo necesiten reciban asistencia médica".

La decisión judicial no gustó al ministro italiano del Interior, quien avanzó el miércoles que presentaría un recurso urgente ante el Consejo de Estado y que firmaría una nueva prohibición para impedir al barco entrar en aguas territoriales de Italia.

Salvini ha firmado esta prohibición durante la madrugada, no así la ministra de Defensa, Elisabetta Trenta, del Movimiento Cinco Estrellas (M5S), según fuentes del ministerio del Interior italiano.

"La ministra Elisabetta Trenta no firma la prohibición de ingreso en las aguas territoriales para Open Arms. La decisión no sorprende, dado que la titular de Defensa ha ordenado a la Marina Militar que escolten hasta nuestro país a la embarcación española", dice la nota.

Este episodio evidencia una vez más la crisis de Gobierno abierta en el país, después de que la ultraderechista Liga haya retirado su confianza en la alianza que mantenía con el Cinco Estrellas y haya presentado una moción de censura contra el primer ministro, Giuseppe Conte.

El fundador de la ONG española Open Arms, Òscar Camps, dijo el miércoles en una comparecencia en Madrid que ha tratado con la canciller alemana, Ángela Merkel, y el presidente de Francia, Emmanuel Macron, para que "intercedan con el Gobierno español", formen "un eje poderoso y puedan poner en marcha un mecanismo perfecto y constante" de rescate y desembarque.

Sobre el autor de esta publicación

Arturo Carretero

Arturo Carretero (Madrid, 1985) es licenciado en Periodismo. Empezó a dar pasos en la profesión como redactor del teletexto de Cuatro y LaSexta. Posteriormente llegó a Estrella Digital, donde cubrió la información de sociedad y, más tarde, la de política nacional desde el Congreso de los Diputados. En 2011 desembarcó en República.com, donde trabaja como redactor en varias secciones, empleo que ha compaginado con diferentes proyectos, como el blog de viajes Viajealsol.com