TIROTEO EN ESTADOS UNIDOS

El detenido por el tiroteo del 4 de julio en Illinois se disfrazó de mujer y disparó más de 70 veces contra la multitud

Robert Crimo, de 21 años, planeó el ataque durante semanas y por el momento se desconocen sus motivaciones

El sospechoso del tiroteo de Chicago y agentes de policía tras la masacre

República/EFEEl sospechoso del tiroteo de Chicago y agentes de policía tras la masacre

Robert Crimo, el detenido por el tiroteo del lunes en Highland Park (Illinois, EEUU) que causó siete muertos (uno de ellos ha fallecido este martes) y 30 heridos, planeó el ataque durante semanas y lo cometió disfrazado de mujer para no levantar sospechas, según han informado este martes las autoridades.

El subdirector del Departamento del Sheriff del condado de Lake, Christopher Covelli, precisó que Crimo tiene 21 años, y no 22 como se había señalado el día anterior, y que por el momento se desconocen sus motivaciones.

"Creemos que planeó este ataque durante semanas. Llevaba un rifle de alta potencia al desfile, accedió al tejado de una tienda a través de la escalera anti incendios y comenzó a abrir fuego contra los inocentes asistentes a la celebración por el Día de la Independencia", dijo Covelli en una rueda de prensa.

Agregó que el sospechoso, que actuó solo, se vistió de mujer para esconder sus tatuajes faciales y su identidad.

Las autoridades han entrevistado a testigos y supervivientes del suceso y han revisado grabaciones de vídeo efectuadas con teléfonos móviles.

Covelli explicó que el presunto atacante, que disparó más de 70 veces contra la multitud, había comprado el arma "legalmente" en Illinois.

Tras el tiroteo, Crimo abandonó el tejado desde el que disparó, arrojó su rifle y se mezcló con la gente como si fuera un asistente más al desfile, para dirigirse a la casa de su madre, que vive por la zona.

Allí tomó el vehículo de su madre para escapar pero fue interceptado cuando trataba de huir. Dentro de ese coche, la policía halló un segundo rifle.

Otro tiroteo en Indiana

Otras tres personas murieron la pasada madrugada y otras siete resultaron heridas en un tiroteo en Gary (Indiana, EE.UU.), horas después del tiroteo del Día de la Independencia en Highland Park.

Según medios locales, la policía metropolitana de Gary recibió una alerta de que había varios heridos de bala en una fiesta de barrio en Gary a las 00.46 hora local .

Las autoridades todavía investigan los detalles del suceso y han solicitado a cualquier persona con información que se ponga en contacto con la policía.

Mientras, en Filadelfia (Pensilvania), un ataque con disparos contra dos agentes de policía hizo que los asistentes a una celebración por el 4 de julio, cuando EE.UU. celebra el Día de la Independencia, hizo que huyeran despavoridos.

Hace un mes, diecinueve niños y dos profesoras fallecieron por los disparos de un joven de 18 años que irrumpió en una escuela de primaria en Uvalde, en Texas, con un fusil semiautomático que había comprado legalmente.

Tras ese ataque y otro ocurrido en Buffalo (Nueva York), con 10 muertos, el Congreso del país aprobó en junio aumentar el control sobre las armas de fuego, con un acuerdo de mínimos entre demócratas y republicanos.

En lo que va de año ha habido 310 tiroteos masivos -aquellos en los que se ven afectadas cuatro o más personas, además del tirador- en Estados Unidos.

Sobre el autor de esta publicación