Cressida Dick, la mujer que podría terminar con la carrera de Boris Johnson

La comisaria jefa de Scotland Yard anunció este martes que el cuerpo está investigando las fiestas celebradas por el primer ministro en Downing Street

Cressida Dick

EFECressida Dick

Cressida Dick, desapercibida para muchos y un tormento para Boris Johnson. La primera comisaria jefa de Scotland Yard se ha convertido desde hace unos días en la persona que podría terminar con la trayectoria política del primer ministro británico. Una trayectoria que se ha situado en la diana de una sociedad tras salir a la luz una larga lista de fiestas que se celebraron en Downing Street que violaban las estrictas medidas, que ellos mismos dictaban, y que los británicos acataban para salir a flote en los momentos más duros de la pandemia de COVID-19. Este martes, la Policía Metropolitana de Londres anunciaba que indagará sobre los cuestionados actos celebrados en la sede del Ejecutivo y en Whitehall, un anuncio que llega en un momento muy delicado para Johnson, con su credibilidad como líder bajo mínimos y cada vez más acorralado desde varios sectores.

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, nombraba en lo que para él significaba "un día histórico" a Cressida Dick en 2017 como primera comisaria jefa de Scotland Yard. El puesto, por primera vez en su historia, iba a estar ocupado por una mujer, que además, es la primera persona abiertamente homosexual en ocuparlo, un doble honor que rompe esquemas. "No puedo estar más contenta por ser designada para este puesto. Va más allá de mis expectativas. Es un privilegio extraordinario", aseguraba en aquel momento.

Su labor, como explican desde el diario ABC, no ha estado libre de polémicas, la muerte a tiros en el 2005 de Jean Charles de Menezes al ser confundido con un terrorista islámico o la no investigación de su colega en el cuerpo apodado 'El violador' que terminó con la vida de Sarah Everard son algunos de las manchas que adornan su curriculum y por las que muchos han pedido su dimisión, aunque ella nunca ha cedido.

Antes de unirse al cuerpo de Policía Metropolitana de Londres, allá por el año 1983, cursó estudios en Cambridge de silvicultura y agricultura, además de criminología: Sus grandes dotes de liderazgo y su brillante trabajo la situaron a la cabeza de brigadas tan importantes como la antiterrorista o llegando a coordinar operaciones de gran calado, como los JJOO o el Jubileo de Diamante de la Reina Isabel II.

Dick llegó para ocupar el puesto de comisionada adjunta adjunta en el 2006, que dejó en 2015 de manera temporal para trabajar en el Ministerio de Exteriores. Su mandato que debía finalizar en 2022, terminará previsiblemente en 2024 tras recibir por parte de Isabel II una extensión de dos años de su cargo.

El 'partygate', como se conoce a la celebración de fiestas ilegales celebradas en Downing Street, ha puesto una vez más a Dick en el foco. La comisaria anunció el martes que Scotland Yard, cuerpo que cuenta con más de 40.000 efectivos, investigará "varios eventos" ocurridos en la residencia oficial durante los últimos dos años con relación a una "potencial posible violación de las regulaciones por COVID-19" por parte de Boris Johnson y su equipo.

"Sin miedo a favoritismos"

En una comparecencia ante la Asamblea de Londres, Dick indicó que comprendía la "profunda preocupación ciudadana" ante las noticias surgidas en las últimas semanas que apuntan a que miembros del Gobierno realizaron actividades que estaban prohibidas en los confinamientos. "Puedo confirmar que la Policía Metropolitana investigará ahora varios eventos que ocurrieron en Downing Street en los últimos dos años (de pandemia) en relación con una potencial violación de las regulaciones por COVID-19", precisó la comisaria.

La policía puntualizó que el hecho de que la Met vaya ahora a investigar las fiestas de Johnson "no quiere decir, por supuesto, que se vaya a multar necesariamente en todos los casos y todas las personas involucradas". Dick adelantó asimismo que Scotland Yard no tiene intención de hacer comentarios durante el transcurso de su investigación aunque sí informará cuando haya "puntos significativos".

La comisaria admitió además que hay "otros varios eventos que ocurrieron en Downing Sreet y Whitehall -oficinas gubernamentales- que también han sido evaluados, pero se pensó que no alcanzan el umbral para ser tenidos en cuenta en una investigación criminal".

En su comparecencia ante el llamado comité para la policía y el crimen de la Asamblea de Londres, Dick destacó que el cuerpo policial ejerce su labor "sin miedo a favoritismos. Hacemos nuestra tarea de manera imparcial y de manera independiente". "La mayoría de los ciudadanos han actuado de manera responsable durante la pandemia; muchas, muchas personas, incluyendo muchos londinenses, y mis colegas en la policía, hemos realizado enormes sacrificios y muchos han sufrido pérdidas considerables durante la pandemia", zanjó.

Sobre el autor de esta publicación