Ferrán Torres, problema del Barça

Ferrán Torres y Xavi

EFEFerrán Torres y Xavi

Joan Laporta  ha llenado su presidencia de palancas. Da la impresión de que cuanto se propone lo consigue. Ciertamente, ha dado muchos pasos adelante y ha conseguido poner al fútbol nacional en expectativa permanente. Sobre todo a la Liga de Fútbol Profesional. Se ha llenado la boca de grandes adelantos económicos y ello lo ha convertido en el reforzamiento del equipo. Pero a estas alturas de la función, independientemente del hecho de que ha hipotecado el futuro económico de la entidad para muchos años, por las ventas de tantos derechos, se va a topar con el caso insospechado de que en la plantilla sobran jugadores de calidad y de presencia importante en la contabilidad. Ya tenemos el caso de Ferrán  Torres, jugador internacional, que se ha quedado sin puesto en el equipo.

Laporta no se ha cansado de fichar jugadores. Desde que llegó a la presidencia se propuso llenar el conjunto de grandes futbolistas con los que volver a las hazañas europeas y nacionales. Ferrán Torres fue uno de sus primeros contratos muy celebrados. Pero en la plantilla están Rapinha y Lewandowski que no estaban en la casa. Para la delantera que aspira a conquistar los grandes expresos europeos está Dembelé que mejora cada día y nadie se atreve a dejarle en el banquillo. Ansu Fati, tras largas lesiones, se ha recuperado y es una de las enormes ilusiones del barcelonismo. Mientras, continue dando muestras de indudable calidad tendrá sitio. Lo mismo que Aubameyang y, por supuesto, Memphis Depay si permanece en el vestuario. Mencionados los jugadores que han de cubrir la bandas y el centro de la delantera ¿qué puesto cabe adjudicar a Ferrán Torres? Gran papeleta para Xavi, que llegó con un elenco en precario y se está topando con tal abundancia que tendrá problemas para dar satisfacción a quienes han fichado y, por supuesto, a los propios futbolistas.

Posdata. Ferrán tenía puesto fijo en la selección. En vísperas del Mundial tal vez este permanentemente en el banquillo de su equipo. Un jugador sin minutos no acude a la Roja con puesto destacado.

Sobre el autor de esta publicación