La Eurocopa da fechas a las Ligas

Aplazar la Eurocopa de Naciones a 2021 era lo razonable. Las federaciones afiliadas a la UEFA llegaron al acuerdo de postergar esta competición de naciones para que se puedan acabar los campeonatos nacionales así como la Liga de Campeones y la Liga Europa. Los miembros de las entidades continentales han acertado plenamente porque con la pandemia del coronavirus en ascenso, y con varias naciones implicadas en los grandes torneos continentales, era arriesgado por no decir inútil, poner paños calientes. Los más optimistas todavía creían en las posibilidades de que dentro de un mes se pudieran reanudar los torneos futbolísticos y la Eurocopa pudiera llegar a su fin. El aplazamiento concede fechas a los torneos nacionales aunque Luis Rubiales, presidente de la Federación Española, ha dicho que no puede asegurar que la Liga acabe. Pero ha sido tajante: El Barcelona no será campeón si la Liga no termina.

La Eurocopa ha quedado aplazada para el próximo año con principio el 11, de junio y final en 11, de julio. Esta decisión, si el crecimiento de la pandemia no lo impide, deja fechas para que acaben los torneos nacionales en juego y, si se puede, se llegue a las finales de Liga de Campeones y Liga Europa. Se trata, entre otras razones, de terminar los dos grandes torneos continentales dentro de las fechas establecidas para el término de los contratos de muchos futbolistas que tienen fecha de 30 de junio. Prolongar los partidos por detrás de este día llevaría a complicaciones legales de tipo laboral.

España jugará la Eurocopa, como estaba establecido, contra Suecia y Polonia y contra el vencedor de la eliminatoria entre Irlanda, Eslovenia, Irlanda del Norte y Bosnia. Con un año de distancia no parece imposible que la Eurocopa se dispute sin más complicaciones. Distinto es el caso de Liga de Campeones a la que le queda una segunda vuelta de varios partidos, entre ellos en Nápoles-Barcelona, y los cuartos de final lo que hace previsible que las fechas no den para encuentros al modo establecido. Se estudia la fórmula que acorte las eliminatorias y por vez primera se aprobaría que se jugara a partido único lo que sería novedad y tal vez no sería bien recibido por los ocho cuartofinalistas ya que el sorteo podría parecerles perjudicial. Sin embargo, no parece otra solución mejor.

Posdata. La Liga española no es probable que se vuelva a programar para dentro de quince días. Seguiremos teniendo estado de alarma.