Sin equipo base

La victoria de España en Malta suscitó más dudas que certezas. Dos partidos de clasificación para la Eurocopa no han servido para tener claridad respecto de las soluciones que busca Luis Enrique. En teoría, el viaje a Malta sirvió para hacer rotaciones, pero tal teoría se contrapone a la idea de perfilar lo que ha de ser el futuro. Tanta variación impidió que viéramos qué clase de conjunto se pretende y con qué clase de sistema de juego.

El seleccionador tiene ahora tiempo sobrado para ver cómo se manejan en sus respectivos clubes los futbolistas en quienes ha puesto sus mejores intenciones en los dos encuentros con que se ha comenzado la andadura hacia la fase final del torneo.

El examen más o menos apresurado de lo que han dado los dos partidos nos lleva a la conclusión de que el equipo no ha hecho un juego bonito o simplemente practico y tampoco ha mejorado en sus capacidades para marcar goles. A Noruega se le ganó de penalti y a Malta ha habido que batirle en dos jugadas en las que se ha recurrido a lo más tradicional, y en mi opinión la mayoría de las ocasiones al fútbol más efectivo. Jugadas casi individuales al contragolpe y al remate de cabeza de un centro desde un puesto de tradicional extremo.

Lo menos practico de lo presenciado ha sido el hecho de que puestos a elucubrar sobre qué jugadores de los vistos tiene puesto fijo en el equipo ha sido constatar que hay pocos nombres para adjudicarles tal condición. Ha sido esperanzadora la reaparición de Jesús Navas que le pondrá las peras al cuarto a Carvajal. Por necesidad se puede recurrir a Sergi Roberto quien también puede suplir a alguien en el centro del campo. Parejo exhibió calidad y condición precisa para traducir el juego de la mejor selección. Su suplencia en Malta nos privó de constatar que puede ser gran argumento. A Busquets ya no hay que buscarle sustituto porque lo tiene en Rodri. Y Sergio Ramos seguirá de capitán. Sólo habrá que echar de menos a Piqué. Las probaturas como acompañante del madridista no han hecho olvidar al catalán. Asensio necesitará más partidos para que su presencia sea indiscutible. Con Isco estaremos a la espera.

La creación de equipo base está por ver.

Posdata. Amenazan con crear la Liga de Europa que arruine a las nacionales.