El Atlético acorta distancias

Griezmann

El Madrid no es el de la temporada pasada. El Barcelona tampoco es el mejor de los años anteriores. El Atlético, que igualmente ha descendido, salvó los muebles ante la Real Sociedad. Se pareció a sí mismo en garra. Pero poco más. El  Madrid tuvo la oportunidad de acercarse más al Barça porque este había empatado en casa con el Celta y tampoco pasó de la igualada aunque lo hizo en San Mamés. El Atlético no desaprovechó la ocasión de arrimarse a la pomada y el Valencia, que también contaba con rebañarle puntos al líder, perdió en Getafe.

La Liga está más concentrada porque el Sevilla si estuvo a la altura y acomete su ambición  de volver a ser cuarto. En los puestos de la UEFA también ha habido movimiento porque el Villarreal pasó penosamente por Leganés. Si fuera cierto que todo esto significa que hay más igualdad sería para festejarlo. Sin embargo, n o es así. Aunque se  suele decir que al final cada uno acaba en su lugar de ello no cabe colegir que vayamos a tener alguna variación importante. Una Liga con un líder destacadísimo es espejismo. No obstante, hay que comenzar a pensar que en el Bernabéu hay algunas carencias insospechadas y ello debe hacer reflexionar al equipo técnico a pesar de que Zidane, aunque el resultado no sea satisfactorio, siempre acaba alabando el juego de los suyos.

Cristiano sigue de baja y Benzema no levanta cabeza. Messi se ha estancado y en ocasión propicia no fue capaz, como hizo tantas veces, de desatascar y llevar a los suyos al triunfo. En Atlético vuelven a creer porque Griezmann ha vuelto a marcar goles. Pero si las actuaciones de los grandes ídolos no están siendo las esperadas tengo la impresión de que lo más preocupante es el estado físico general. Hay demasiadas lesiones musculares. Algo está fallando en las preparaciones. La excesiva carga de partidos podría incidir en el dato aunque no son solo los equipos que disputan tres competiciones los que están pagando tales rémoras. En temporada que acabará en Mundial tal vez convendría aplicar más precauciones Al Madrid, por si le faltaba algo ha de acudir al Mundialito que no tiene ningún interés deportivo, pero si económico y una escarapela.

Posdata. Todo seleccionador tiene derecho a decir una gracia. Lopetegui ya ha soltado la suya al afirmar que a España le ha trocado el peor grupo del Mundial.

Sobre el autor de esta publicación