Ancelotti-Zidane y Messi, Neymar, parejas a examen

Zinedine Zidane va a estudiar un máster al lado de Carlo Acelotti. Florentino Pérez siempre ha tenido predilección por el francés y lo quiere como futuro entrenador del primer equipo. Zidane estará junto al nuevo técnico y con él estudiará las lecciones fundamentales que se han de tener en cuenta en el oficio. Sentarse en el banquillo tiene, además, la ventaja de que las lecciones decisivas se dan sobre la marcha. La teoría se dicta durante los entrenamientos y la práctica se aplica en los partidos. Es en estos momentos en que el míster debe improvisar y tomar decisiones a veces trascendentales.

Florentino Pérez no ha querido improvisar en función tan importante. Prefiere que Zidane se curta antes de tomar posesión del primer puesto. Desde el punto de vista futbolístico, la pareja puede ser solución plausible. En ocasiones, personalmente, los dúos no siempre dan estabilidad en el vestuario. En estas ocasiones, inevitablemente, surgen discrepancias y ello distancia a quienes deben estar muy unidos. Supongo que Florentino ha debido sopesar previamente hasta qué punto puede ser consciente Ancelotti de que se le quiere apoyar o puede llegar a pensar que le ponen al lado alguien que debe acabar por empujarle fuera del club.

El presidente del Madrid debe tener muy claro que Zidane es un tipo que humanamente merece todo tipo de confianzas y será el mayor apoyo que pueda encontrar el nuevo entrenador dentro del club.

Las parejas formadas por estrellas siempre siembran dudas. Ocurre también con Messi y Neymar. Ya hay quienes auguran problemas. Ambos futbolistas tienen condición de astros. El actual jefe es, sin duda, Lionel Messi y aunque el brasileño ha hecho declaraciones en las que se adjudica el segundo puesto del podio, habrá que aguardar a que se jueguen varios partidos y se constate que entrambos existe compenetración. El Barça se juega mucho con esta operación. Neymar no es Ibrahimovic ni Villa. Darle la boleta sería un drama. Y un fracaso de Rosell.