Europa no eclipsa la Liga española

La Liga de Campeones y la Liga Europa no han eclipsado la Liga nacional. Barcelona y Real Madrid se han clasificado y con ellos, en la segunda categoría continental, Valencia, Athletic y Atlético. La jornada liguera, sin embargo, se vivió con toda intensidad. El sábado el Barça se exhibió en Sevilla y aunque no pasó del 0-2 quedo patente su gran calidad. No terminó con gran goleada porque el guardameta sevillista, el valenciano Andrés Palop evitó el escándalo. El Madrid, para dar oportunidades al Barça, empató con el Málaga en el Bernabéu. La diferencia se ha reducido a ocho puntos.

El Málaga llegó al Bernabéu con el deseo de jugar bien al fútbol. Nada de reducirse en su campo. Trató de quitarle la pelota al Madrid. En la primera mitad hasta tuvo mejor porcentaje. Al Málaga le faltó precisión en el área de Casillas. En la segunda mitad, el Madrid tuvo ocasiones para hacerse con el partido y el Málaga pareció acularse. Sin embargo, en el último cuarto de hora apretó de firme y consiguió el empate con un libre directo lanzado magistralmente por Santi Cazorla. La Liga aunque teóricamente sigue definida, el tropiezo ha dado alguna opción a la remontada barcelonista.

En Liga todo sigue igual y en Europa el sorteo ha impedido que ambos se enfrenten en cuartos o semifinales con lo que la deseada final española es posible. El Madrid ha tenido más fortuna al tocarle el Apoel de Nicosia. El Barça tendrá que sufrir para eliminar al Milán, equipo italiano que llegará con Ibrahimovic deseado de tomarse la revancha ante Guardiola, que fue quien le despidió.

Las semanas europeas suelen acarrear actuaciones posteriores poco convincentes. Se recurre a la teoría del cansancio como se empeñó en resaltar el comentarista de televisión en el partido Athletic-Valencia de San Mamés al referirse a los leones. Para él, los cansados por la jornada europea eran los bilbaínos. No tenía en cuenta que el Valencia no sólo jugó el mismo día, sino que tuvo que hacerlo en Holanda con lo que sumó, además, los inconvenientes del viaje.

No fue posible ver en La Catedral el duelo entre Llorente y Soldado porque el navarro estaba lesionado y no pudo actuar. Ambos están en la lista de los presumibles delanteros de la selección en la Eurocopa. El valenciano, para dejar constancia de que su candidatura al europeo es firme, se despachó con tres goles. No hubo duelo, sino constatación de la solvencia de Soldado.

El Atlético si dejó en Mallorca su euforia. Fue derrotado y sin mucha discusión. En Liga Europa, en cambio, en semifinales, si atléticos y valencianistas ambos pasan los cuartos, se verán las caras.