Rajoy cierra la 'comisión Kitchen': niega conocer a Villarejo, el espionaje a Bárcenas o la caja B del PP

El expresidente del Gobierno y del PP Mariano Rajoy ha asegurado este lunes que ningún tribunal ha acreditado la existencia de una 'caja B' en su partido, ha negado toda credibilidad al su ex tesorero Luis Bárcenas y al comisario jubilado José Manuel Villarejo y ha defendido la inocencia de su exministro del Interior Jorge Fernández Díaz, principal imputado en el 'caso Kitchen'. Así lo ha señalado Rajoy durante su primera intervención ante la comisión del Congreso de los Diputados que investiga la operación supuestamente urdida desde el Ministerio del Interior para espiar a Bárcenas y sustraerle pruebas que pudieran implicar a dirigentes del PP en tramas de corrupción.

Rajoy

493bd1f671f29b11db4738683dadfd13b4cb72f3m

Rajoy kitchen

En respuesta al portavoz socialista, Felipe Sicilia, Rajoy ha dicho tener una "magnífica" opinión del exsecretario de Estado de Seguridad Francisco Martínez, ha vuelto a negar que haya visto alguna vez a Villarejo o que se haya mensajeado con él y ha comentado que la exsecretaria general del partido María Dolores de Cospedal nunca le dijo que hubiera recibido al excomisario en su despacho de la sede de Génova.

"No conozco al señor Villarejo y ni siquiera me consta haberlo visto en sitio alguno, por tanto, no me reuní con él nunca, no hablé con él nunca --ni directa ni indirectamente--, no me consta que me haya mandado ningún mensaje y jamás en mi vida le he contestado a un mensaje", ha resumido Rajoy ante la primera pregunta sobre el comisario.

En el marco de su intervención, el expresidente también ha resaltado que "nunca" ha conocido de la existencia de la denominada 'operación Kitchen'. "Por ende, no he dado ninguna instrucción", ha precisado.

Después, ha dicho desconocer si el policía tenía su teléfono, pero ha apuntado que el número que utilizaba antes lo debían tener "como mínimo 500 personas".

Tras recordar que Villarejo ha dado distintas versiones sobre si se conocían o no y sobre si habían hablado o no entre ellos, el expresidente ha dicho en varias ocasiones que tanto el comisario como Bárcenas no le merecen "ninguna credibilidad".

En este contexto, ha dejado claro que ambos sostienen lo que estiman oportuno, "señalan a quien les conviene" y pueden "mentir" en el ejercicio de su derecho a la defensa. Además, ha recriminado al PSOE que utilice la opiniones de ambos como "argumentos de autoridad" y, en el caso de Villarejo, que lo hagan especialmente cuando habla de personas del PP, pero menos si se refiere a socialistas como Felipe González o Alfredo Pérez Rubalcaba.

Como Rajoy no les da ninguna credibilidad, digan lo que digan, ha asegurado que no piensa querellarse contra ellos, como le ha sugerido Sicilia. "No he puesto una querella a nadie en mi vida", ha apostillado.

"Magnífica opinión" de Francisco Martínez

Preguntado sobre si cree en la inocencia de Fernández Díaz y si le ve capaz de haber organizado una operación como la 'Kitchen', Rajoy ha indicado que no cree que "haya montado ningún dispositivo" porque "no hay ninguna sentencia de un tribunal que lo diga" y ha recordado que la presunción de inocencia se mantiene, salvo que la "rompa" una resolución judicial "firme".

También ha dicho tener una "magnífica" opinión de Francisco Martínez, quien fuera el número dos de Fernández Díaz en Interior, y ha indicado que no es "consciente" de que el ex secretario de Estado haya reconocido la existencia de 'Kitchen', como había afirmado el portavoz socialista.

Además, Rajoy ha insistido en que el PP no ha sido condenado por la existencia de "ninguna caja B", por el caso de los ordenadores, ni por el cobro de sobresueldos. En este contexto, ha subrayado que él no tuvo "conocimiento" de ninguna contabilidad paralela "ni ningún tribunal lo ha dicho". "Ni yo ni nadie del PP", ha agregado.

El PP desconocía los hechos

El exlíder 'popular' ha admitido que "efectivamente" Bárcenas fue "condenado", pero ha incidido en que ningún tribunal ha "afirmado" la existencia de una 'caja B' sino sólo que "el tesorero, en un determinado momento, pagó con dinero b unas cantidades para una obra" y que el PP únicamente ha sido condenado como partícipe a título lucrativo, una figura que, ha subrayado, "exige que el condenado desconozca absolutamente ese hecho".

En respuesta a la portavoz de Unidas Podemos, Sofía Fernández Castañón, Rajoy también se ha quejado de que se dé credibilidad a Villarejo, recordando que también ha dicho "cosas" sobre el partido morado. "A ver a quién le vamos a legitimar su discurso", ha avisado Rajoy. Ante la insistencia de la diputada, ha sido tajante: "Usted sí puede mentir porque es inviolable. Yo vengo aquí a decir la verdad y la digo".

Respecto a Cospedal, el expresidente ha respondido que "nunca" le dijo que tuviera conocimiento de que hubiera algún tipo de dispositivo vigilando a Bárcenas ni de que se reunía con Villarejo en su despacho de Génova. "Puedo decirle que judicialmente Cospedal se ha explicado y que el juez que había decidido investigarla ha decidido no hacerlo", ha recordado el expresidente, quien ha reconocido que no habló con la que era su 'número dos' en el partido de los audios en los que conversa con Villarejo. "He hablado con ella cuando los dos queremos hablar", ha deslizado.

Preguntado por si se reconocía en los motes de 'el barbas' o 'el asturiano' recogidos en un informe de la policía judicial en el marco de la investigación sobre la 'Kitchen' que se lleva a cabo en la Audiencia Nacional, Rajoy ha asegurado que en los 40 años que lleva en política se ha dicho de todo sobre él y que no le preocupa ni sorprende que se refieran a él de ese modo.

Asimismo, ha dicho desconocer un audio en el que se presuntamente se escucha cómo recoge documentos relativos a la supuesta corrupción del PP y los deposita en una trituradora de papel. "Ese audio no lo conozco ni tiene nada que ver conmigo", le ha dicho a la diputada de Unidas Podemos. También ha negado haber ordenado presiones para obstaculizar la investigación de la trama Gürtel.

El libro de Rajoy, muy presente

El portavoz de Esquerra Republicana (ERC) en el Congreso, Gabriel Rufián, ha entregado este lunes a Rajoy una copia con fragmentos de la sentencia del caso Gürtel y el expresidente le ha replicado ofreciéndole un ejemplar de su libro Política para adultos.

En su turno, Rufián ha leído la exposición de motivos de la sentencia del caso Gürtel, en el que se habla de que el PP mantuvo durante años un entramado contable paralelo al oficial. Y, a continuación, el diputado independentista se ha levantado de su escaño para entregar en mano a Rajoy una copia de esa sentencia. "Este es el preámbulo de la sentencia de la Audiencia Nacional. Como no la tiene se la voy a dar", ha señalado Rufián, quien ha sido reprendido por la presidenta de la comisión, la socialista Isaura Leal, instándole a mantenerse en su asiento. "Yo le voy a dar este libro a la salida", ha replicado enseguida Rajoy mostrando su última publicación, que lleva por título precisamente Política para adultos.

En el marco de su intervención, el expresidente ha reprochado a Rufián  el tono de sus preguntas. "Usted no puede venir aquí y preguntarme 'por qué miente'. Da por hecho que miento y yo no miento. Entonces es usted el que está mintiendo en esta sala", le ha dicho.

Ante la pregunta sobre "cómo es posible que un presidente no sepa nada nunca jamás de las actuaciones de su ministro para la destrucción de pruebas en contra de su partido", Rajoy ha exigido respeto. "Usted da por hecho que el ministro del Interior tomó acciones para destruir pruebas. Presente usted pruebas. Le agradecería que se comportara como el resto de portavoces. No puede venirme aquí a insultarme", ha añadido.

No ha sido la única vez que Rajoy ha aprovechado su comparecencia para mencionar su libro, con el que se encuentra en plena promoción y en cuya presentación logró reunir al presidente del PP, Pablo Casado, y a la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso.

Rajoy ha recordado que en su libro hay un capítulo dedicado "a los juicios paralelos y el honor de los inocentes" cuando el portavoz del Grupo Plural, Josep Pagès, le ha preguntado si la reunión de Villarejo y Cospedal fue el origen del denominado 'caso Cataluña'.

Y, posteriormente, durante el interrogatorio del portavoz adjunto de Ciudadanos, Edmundo Bal, ha vuelto a citar su última obra, donde ha asegurado que recoge varias sentencias del Tribunal Supremo sobre el "peligro" que puede generar la existencia de la acusación popular, advertencia con la que ha dicho coincidir en tanto que pueden convertir los procesos en algo "puramente político".

Así las cosas, el portavoz de Bildu en el Congreso, Jon Iñarritu, el último en interrogar a Rajoy, no ha dudado en reprochar al expresidente del Gobierno que haya aprovechado su comparecencia en sede parlamentaria para "hablar de su libro".

Sobre el autor de esta publicación