Feijóo reconoce no estar siempre de acuerdo con Ayuso pero "es un activo político"

El líder del PP asegura que "no va a desobedecer" las medidas de ahorro energético aunque sea una normativa "improvisada" e "inútil"

El presidente del PP, Alberto Nuñez Feijóo

PPEl presidente del PP, Alberto Nuñez Feijóo

El líder del PP, Alberto Nuñez Feijóo asegura que su formación "no va a desobedecer" las medidas de ahorro energético incluidas en el decreto impulsado por el Gobierno, aunque su aprobación haya sido "un acto de autoritarismo" y sea una normativa "improvisada", "inútil" y hecha "sin negociar con nadie".

La Comunidad de Madrid, gobernada por el PP, ha anunciado que lo recurrirá al Tribunal Constitucional. Con la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso no siempre está de acuerdo en todo, explica, pero "para el PP es un activo político", asegura Feijóo en una entrevista que publica hoy el diario El País.

"No hay política energética más allá de montar follones con nuestro proveedor de gas Argelia, en el peor momento. El decreto es mitad improvisación y mitad trágala -argumenta-, un acto de autoritarismo impropio de un Estado autonómico".

Feijóo está convencido de que la política económica del Gobierno "es un fracaso". Si el PP llega al poder en las próximas elecciones generales promete bajar impuestos, bajar la inflación y mantener los servicios públicos, aunque vincula la subida de las pensiones al control de la inflación.

"Este Gobierno no está hecho para gestionar una crisis, sino para sustentar a Sánchez en el poder. No tiene una política económica europea, sino la que dicta Podemos".

Feijóo rehuye hablar sobre posibles pactos con Vox porque su proyecto se basa en "tener una mayoría suficiente para gobernar", pero sí reconoce la debilidad del PP en Cataluña y admite que será difícil gobernar en España si el PP no sube en esa comunidad.

Respecto a las leyes sobre el aborto -que el PP recurrió al TC- y la eutanasia cree que son normativas que afectan a cuestiones morales y que "para que tengan vocación de permanencia" es importante hablar con quienes piensan distinto "e intentar llegar a acuerdos".

"Pero aquí es una ingeniería social para ideologizar España. Yo nunca utilizaría leyes que colindan con aspectos morales y creencias personales para imponer mi ideología".