Encuestas

Las últimas encuestas confirman el estancamiento de Feijóo y la leve mejoría de Sánchez

El Partido Popular se desinfla en las encuestas pero seguiría siendo la formación más votada y necesitaría de Vox y Navarra Suma para gobernar mientras que Sánchez sigue remontando y se sitúa a 20 escaños de los populares

Las últimas encuestas confirman el estancamiento de Feijóo y la leve mejoría de Sánchez

EFEEl líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, interviene en el pleno del Senado en Madrid este martes.

El PP de Alberto Núñez Feijóo ganaría las elecciones y alcanzaría la mayoría absoluta junto a Vox y Navarra Suma si hoy se celebraran comicios generales, pero pierde ventaja frente al PSOE, que mantiene a sus votantes y se situaría solo a tres puntos de los populares.

La encuesta de SigmaDos y de SocioMétrica coinciden en el estancamiento de la formación de Núñez Feijóo y en la leve mejoría de Sánchez que, pese a las críticas por la reforma del delito de sedición o el nombramiento de Campo para el Tribunal Constitucional, logra recortar en menos de seis meses una distancia que estaba en 50 escaños hasta los 29 actuales, según datos de SocioMétrica.

Los populares conseguirían en las urnas el 29,1 % de las papeletas que se traducirían en 126 o 127 escaños, lo que supone seis menos de los que acariciaba a finales de octubre y diez menos de los que se le pronosticaban a finales de septiembre, según un sondeo de Sigma Dos para El Mundo.

En cambio, SocioMétrica otorga  a los de Feijóo una intención del 30,1% por lo que conseguiría cerca de 130 diputados y solo necesitaría la suma de Vox para gobernar. Además, las previsiones para Ciudadanos son nefastas ya que no le otorgan representación mientras que a Vox le dan 48 diputados, lo que hace caer, -poco, obtuvo 52 en las últimas elecciones- a los de Abascal.

El PSOE se mantiene desde finales de septiembre en el listón del 26 %, aunque en este sondeo pierde una décima y se sitúa en el 25,9 %, lo que le reportaría 106 diputados, 14 menos que en la actualidad.

SocioMétrica, en cambio, es menos optimista con la previsión de votos al actual Gobierno y le concede una mayoría de 101 con una intención del 26,3%, mientras que Podemos, en cambio caería hasta los 29 representantes -obtuvo 35- y Más País, sumaría hasta obtener 3 quedándose igual que hace cuatro años.

La pérdida de impulso del PP, que por primera vez desde finales de junio se sitúa por debajo del 30 % -según SigmaDos- se anota ya un segundo mes consecutivo, mientras que por su derecha gana fortaleza Vox y lograría el 14,9 % de los votos y entre 44 y 45 escaños.

Los de Santiago Abascal no llegan aún a la cota del 15,1 % que alcanzaron en las elecciones de noviembre de 2019, pero la rozan.

En el bloque de la izquierda, el PSOE y su actual socio de Gobierno, Unidas Podemos, apenas igualaría el número de escaños del PP. Socialistas y morados juntos ocuparían 129 asientos en el Congreso.

En esta ocasión, Unidas Podemos cae por debajo de la cota del 10 % en intención de voto con un pronóstico del 9,9 % y 23 diputados, lo que supone casi tres puntos y 12 escaños menos que lo que obtuvo en las elecciones de 2019.

Este descenso, sin embargo, no implica paralelamente un aumento de las perspectivas del PSOE, sino que los votantes que pierde la fuerza morada se instalan en el bloque de los indecisos o de los abstencionistas.

ERC repetiría con 13 diputados, EH Bildu con cinco y el PNV con seis, mientras que Más País lograría cuatro escaños -ahora tiene dos-, Compromís podría saltar de un diputado a dos, el BNG conservaría su actual escaño y Cs, en el mejor de los casos, obtendría uno.

El sondeo señala también que un 38,6 % de los encuestados cree que Feijóo será el próximo inquilino de la Moncloa frente a un 29,5 % que opina que Pedro Sánchez continuará. Los españoles les conceden a ambos la misma nota: un 3,8.

El resto de líderes políticos se sitúa muy por detrás de ellos y solo la vicepresidenta segunda, Yolanda Díaz, les supera a ambos en valoración ciudadana, con una puntuación de 4,1, aunque apenas un 7,5 % de los españoles la ve como futura presidenta del Gobierno.