El PSOE no aclara si apoya la “ley trans”, se abre a cambios y sigue el enfrentamiento en el seno del partido

La exdiputada del PSOE por Madrid, Carla Antonelli, arremete contra la consellera de la Generalitat Gabriela Bravo y dice que le da “vergüenza ajena”. Detectan que la Secretaría LGTBI del partido utiliza cuentas falsas para apoyar sus tesis

EFELa vicesecretaria General del PSOE y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, durante la rueda de prensa que ha ofrecido este lunes

La pregunta fue clara y la respuesta más que ambigua. Así, la vicesecretaria general del PSOE, María Jesús Montero, al ser preguntada en rueda de prensa este lunes si apoya la ley trans tal y como está o se plantea que se modifiquen los aspectos más lesivos como pide el feminismo socialista, no dio su apoyo explícito a esta ley y añadió que “cualquier legislación que salga del Congreso tenemos que entender que en su trámite recibe enriquecimiento”.

Fue su respuesta menos ambigua a tres preguntas sobre el enfrentamiento interno que vive el PSOE con la “ley trans” que está provocando todo un cisma en el partido entre las feministas y el colectivo LGTBI del partido.

Anteriormente, no contestó al ser preguntada por las declaraciones de Carmen Calvo en una entrevista en “El Mundo”, en las que afirmó, entre otras cosas, que “la “ley trans” va a destrozar la legislación de Igualdad” o que “no se puede ser feminista y defender la teoría queer”.

Tampoco respondió al posicionamiento de la Secretaría LGTBI del PSOE arremetiendo contra militantes socialistas que participaron en un foro organizado por la delegada de Igualdad  socialista de la Diputación de Valencia.

Montero, visiblemente incómoda con este tema, contestó de manual: “El partido que es la garantía de los derechos de las mujeres y del avance de las personas trans o el colectivo LGTBI tienen la misma sigla, y se llama Partido Socialista Obrero Español”.

Sigue el enfrentamiento

Pero el enfrentamiento interno sigue en el partido y, sobre todo, se visualiza a través de las redes sociales. Así, la exdiputada socialista en la Asamblea de Madrid, Carla Antonelli, arremetió con dureza contra la consellera de la Generalitat Valenciana que dirige Gabriela Bravo, por su oposición a la “ley trans”.

Antonelli escribió en su cuenta de Twitter: “Oír esto de la consellera Gabriela Bravo sobre la ley trans me revienta los oídos, sangran los ojos, produce repugnancia y da vergüenza ajena”.

El tuit de Antonelli tuvo respuesta de Rosa Peris, ex diputada y ex directora del Instituto de la Mujer, ex secretaria de Igualdad de la Ejecutiva del PSPV-PSOE y actual diputada de las Cortes Valencianas: “Antonelli debe tener un problema muy grave, diría como jurista que se trata de odio, pero como te sangran los ojos, igual es otra cosa. Pido la colaboración de algún chamán, la ciencia le da urticaria”:

Por otra parte, desde diversos usuarios del Twitter se ha denunciado que la Secretaría LGTBI de PSOE utiliza cuentas falsas para apoyar sus tesis en las redes sociales.

El tema se ha detectado porque muchos “me gusta” son de cuentas con nombres ilegibles o cuentas que no tienen ni un solo seguidor. En concreto, se denuncia que hay tuits de la Secretaría LGTBI que más del 90% de quienes le dan su apoyo tienen este perfil en dicha red social y, en concreto, el que arremetió con el acto de Igualdad de la Diputación de Valencia.

Sobre el autor de esta publicación

Manuel Sánchez | Corresponsal Político

Manuel Sánchez (Cáceres, 1967) es periodista y escritor. Trabajó 22 años en el diario EL MUNDO, primero en información judicial y desde el año 2000 se especializó en información política sobre el PSOE y el Gobierno. Tras un año en eldiario.es, de 2014 a 2021 estuvo en el área política de Publico.es. Es autor de los libros: "Las noticias están en los bares" y "Yolanda Díaz, la dama roja".