Los PGE de 2023

Circos en euskera y sacar a la Guardia Civil de Tráfico de Navarra, las 10 nuevas cesiones de Sánchez a Bildu

El Ejecutivo de coalición ha normalizado el papel de la izquierda abertzale en la gobernabilidad de España, convirtiéndose en el socio más estable de la 'mayoría Frankenstein'

La portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua, pasa por delante del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez

EUROPA PRESSLa portavoz de EH Bildu, Mertxe Aizpurua, pasa por delante del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez

El Gobierno de Pedro Sánchez ha encarrilado su objetivo de cerrar la legislatura con unos nuevos Presupuestos Generales del Estado (PGE), unas cuentas públicas, las terceras , con la que Moncloa busca transmitir un mensaje de "estabilidad en un contexto de mucha incertidumbre" tras sufrir el envite de una pandemia y las consecuencias de la guerra de Ucrania. Los PGE para 2023 tienen asegurados su aprobación en el Congreso al contar ya con 175 apoyos tras alcanzar un acuerdo con EH Bildu este martes, y a la espera de que se sume ERC.

"Seguimos siendo un instrumento útil al servicio de la ciudadanía", celebró este martes la portavoz de EH Bildu,  Mertxe Aizpurua, tras confirmar el respaldo de su formación a las cuentas públicas. Un apoyo esperado tras haber normalizado el Ejecutivo de coalición el papel de la izquierda abertzale en la gobernabilidad de España. EH Bildu se ha convertido en el socio más estable de la llamada 'mayoría Frankenstein' tras apoyar los tres PGE de Sánchez a cambio de sustanciales concesiones, la mayoría de corte social, de los que puede presumir el partido de Arnaldo Otegi.

Para dar su sí a las últimas cuentas, EH Bildu arrancó hasta diez concesiones a Sánchez recogidas en un documento que los abertzales hicieron público este martes. La contrapartida más polémica es la salida de la Guardia Civil de Tráfico de Navarra antes del 31 de marzo del próximo año. Estas son las diez concesiones que ha logrado Bildu a cambio de respaldar las cuentas públicas para el año que viene:

  1. El tope a los alquileres: Una de las medidas recogidas en el acuerdo prevé prorrogar hasta el 31 de diciembre de 2023 la limitación de la subida del alquiler al 2 %, que se incorporará al real decreto ley para paliar los efectos de la guerra en Ucrania que se aprobará a final de año.
  2. Pensiones:  Las pensiones contributivas mantendrán el alza del 15% en sus cuantías hasta 31 de diciembre de 2023, una medida que , según Aizpurua, supone mantener una subida media de 70 euros mensuales para este colectivo.
  3. Afectados por la Talidomida:  Una dotación de 12 millones adicionales para los afectados por la Talidomida. Los afectados por esta enfermedad engloban a cientos de personas que nacieron en los años 50 y 60 con malformaciones "gravísimas" por el fármaco de Grunenthal.
  4. Sanidad: Bildu ha acordado con el PSOE 2 millones de euros para sumar 200 plazas MIR adicionales, lo que situará en 1.200 el número total de plazas adicionales para el año que viene.
  5. Memoria: Se ha acordado la dotación necesaria, que Bildu cifra en 600.000 euros, para la creación del Memorial de las Víctimas del 3 de marzo, excavar el monte Irulegi, 300.000 euros, y convertir el Fuerte de San Cristóbal "en un lugar de memoria", con otra aportación inicial de tres millones de euros.
  6. Fiscalidad: EH Bildu pretende que País Vasco y Navarra gestionen los nuevos gravámenes a la banca y a las energías, además de fomentar un estudio para hacerlos permanentes.
  7. Transición ecológica: Se destinarán 1,5 millones para el desarrollo del plan de recuperación y acondicionamiento del entorno natural del embalse de Ibiur; 700.000 euros para la creación de la planta de tratamiento de biorresiduo proyectado en Asparrena (Álava); y la trasposición de una directiva europea para fomentar el impulso del autoconsumo compartido eléctrico.
  8. Promoción del euskera:  La izquierda abertzale consigue 250.000 euros para la promoción del circo en euskera y un millón de euros para la digitalización de las radios en este idioma.
  9. Universidades: El acuerdo incluye 1,5 millones de euros para la Universidad Pública del País Vasco (UPV-EHU), otro millón de euros para la Universidad Pública de Navarra (UPNA-NUP) y, por último, dos millones para Mondragon Unibertsitatea.
  10. Cesión de las competencias de Tráfico: El Gobierno de Sánchez también ha prometido transferir de manera efectiva, antes del 31 de marzo de 2023, la competencia de Tráfico y Seguridad Vial a la Comunidad Foral de Navarra, convocando para ello la Junta de Transferencias antes del 31 de diciembre de 2022.

La última contrapartida, la cesión de las competencias de Tráfico, es la que ha despertado mayor polémica y críticas, entre ellas las del PP. El vicesecretario de Institucional del partido de Feijóo, Esteban González Pons, ha asegurado este miércoles que Bildu es un "compañero indeseable" con el que un demócrata no se debería sentar "jamás" a negociar lo que tenga que ver con la Guardia Civil, la Policía Nacional o el Ejército. A su entender, "no vale todo" para sacar adelante unos Presupuestos.

Una contrapartida que además ha molestado a otro de los socios del Gobierno, el PNV, dado que era un acuerdo que el Ejecutivo había contraído con esta formación para la investidura de Sánchez en 2019 y que, finalmente, se lo ha anotado Bildu.

Las cesiones de los dos anteriores PGE

Con este respaldo son ya tres las veces que Bildu fuerza al Gobierno a concederle contrapartidas a cambio del sí de sus cinco diputados. La primera fue en 2020 a cambio de unas cesiones que el coordinador general de Bildu, Arnaldo Otegi, tildó de "tímidos avances" en el acercamiento de presos de ETA a cárceles de País Vasco y Navarra. El líder de Bildu defendió, además, que apoyar las cuentas suponía una "ventana de oportunidad" para "alcanzar la república vasca".

Se trató de la primera vez que la izquierda abertzale apoyó unos Presupuestos Generales del Estado, un giro que fue respaldado en referéndum por el 91,5% de sus bases. Un apoyo que el entonces vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, definió junto al pacto con ERC como una "consolidación del bloque" de la moción de investidura que acabó con Mariano Rajoy y que permitió la investidura de Sánchez y que incluso llevó al entonces secretario de organización del PSOE y ministro de Transportes, José Luis Ábalos, a reprochar al PP que la formación abertzale tenía "más sentido de la responsabilidad".

Aunque no trascendieron cuáles fueron las cesiones pactadas, el acuerdo coincidió con la polémica del acercamiento de presos etarras a las cárceles del País Vasco y Navarra, 88 a finales de 2020. Desde entonces, Interior  ha liquidado prácticamente la política de dispersión acercando a 203 presos etarras desde septiembre de 2018, 139 en el último año y medio, y solo quedan 26 en prisiones fuera del País Vasco y Navarra.

Más polémicas fueron en 2021 las declaraciones de Otegi durante las negociaciones con el Gobierno para los Presupuestos para 2022. "Si para que salgan los 200 presos hay que votar los Presupuestos, los votaremos", señaló el coordinador de Bildu ante un grupo de militantes de su partido. Estas declaraciones se produjeron tan solo siete horas después su comparecencia en el Palacio de Aiete (San Sebastián), donde reconoció el "dolor" causado a las víctimas del terrorismo, aunque sin llegar a condenar a ETA.

En esta ocasión, su portavoz, Aizupura, sí hizo públicos algunos de los compromisos alcanzados con el Gobierno de Sánchez, la mayoría de corte social. Entre ellos, el Ejecutivo se comprometió a "convertir en permanente por ley" el llamado "escudo social", la inclusión en la futura ley de vivienda la suspensión de desahucios a las familias más vulnerables o un fondo de compensación de 25 millones para las víctimas afectadas por el amianto. También, como ahora con los circos, Bildu consiguió la emisión de ETB3, el canal público de la televisión vasca con contenido infantil en euskera, en toda Navarra, más allá del territorio vascófono. "Es un gran paso adelante en la normalización del euskera. En poco tiempo todos los niños de Navarra podrán disfrutar y crecer con contenidos en euskera", se congratuló entonces Aizpurua.

Sobre el autor de esta publicación

Luis Villajos

Luis Villajos (Madrid, 1982) es subdirector de Republica.com. Lleva más de una década, casi desde su fundación, trabajando en este diario. Su paso por diferentes puestos hasta el actual le confieren una amplia visión del funcionamiento de la redacción. Está especializado en información política, aunque también le interesan la actualidad internacional y los temas de denuncia social.