Tribunales

A Borràs se le complica su horizonte judicial: un segundo acusado intenta pactar con la Fiscalía para incriminarla

El informático amigo de la presidenta y beneficiario de los contratos adjudicados a dedo por ella negocia una rebaja de condena a cambio de una confesión

A Borràs se le complica su horizonte judicial: un segundo acusado intenta pactar con la Fiscalía para incriminarla

EFELaura Borràs en una imagen de archivo.

La defensa de Isaías H., el informático amigo de la presidenta suspendida del Parlament, Laura Borràs, y beneficiario de los contratos presuntamente adjudicados por ella a dedo, negocia con la Fiscalía una rebaja de condena que le libre de entrar en prisión a cambio de delatar a la presidenta de JxCat.

Según ha avanzado La Vanguardia y han confirmado a EFE fuentes cercanas al caso, este sería el segundo investigado que pacta con la Fiscalía Anticorrupción una declaración para incriminar a Borràs, después de que el pasado mes de junio lo hiciera el técnico de la Institució de les Lletres Catalanes (ILC) Roger E., a quien el ministerio público acabó exculpando.

Las conversaciones entre la Fiscalía y la defensa de Isaías H. se han prolongado hasta vísperas del juicio que a partir del próximo viernes sentará en el banquillo a Borràs, para quien la Fiscalía pide seis años de cárcel por adjudicar presuntamente a dedo 18 contratos entre marzo de 2013 y febrero de 2017, cuando dirigía la ILC.

Ambas partes buscan un acuerdo por el que el procesado inculpe a Borràs a cambio de que el ministerio público se avenga a rebajarle la pena a como máximo dos años de cárcel, lo que podría librarle de entrar en prisión.

El procesado, para quien la Fiscalía pide también seis años de cárcel por beneficiarse presuntamente de los contratos a dedo de la ILC, cuenta con una condena anterior por tráfico de drogas que le fue conmutada por un tratamiento de desintoxicación, con la condición de que no volviera a delinquir durante el tiempo de suspensión.

Como los hechos que se le imputan como beneficiario de los contratos a dedo de la ILC son previos a la suspensión de la pena de tráfico de drogas, también podría esquivar la prisión en caso de ser condenado a no más de dos años en el caso Borràs.

Isaías H. ha seguido los pasos de Roger E., funcionario que estuvo a las órdenes de Borràs en la ILC y quien, tras negarse a declarar cuando fue citado como investigado, el pasado mes de mayo pidió hacerlo voluntariamente ante el juez instructor del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) Jordi Seguí.

Hasta el momento, el tercer acusado, Andreu P., quien afronta tres años de cárcel por elaborar facturas para Isaías H. que presuntamente permitieron enmascarar las irregularidades en la contratación, no se plantea secundar el movimiento de las otras defensas en busca de un acuerdo.

En su escrito de acusación, la Fiscalía pide seis años de cárcel, 21 de inhabilitación y multa de 146.000 euros para Borràs, por los delitos de prevaricación y falsedad en documento mercantil por fraccionar contratos de la ILC para poder adjudicárselos a Isaías H. sin concurso público.

El escrito de acusación solicita la misma pena de Borràs para Isaías H., a quien la presidenta del Parlament conocía por su relación profesional previa en la Universidad de Barcelona -era profesor de un máster y un postgrado que ella dirigía- y porque ambos formaban parte de un grupo de investigación en estudios literarios y tecnología digital.