Intercambio de sanciones ruso-americano

En práctica cuestión de solo unas horas, ha replicado Rusia las sanciones norteamericanas arbitradas desde Washington por la presión militar de Moscú, desde su territorio, sobre la frontera ucraniana, con un importante despliegue de tropas. Ha sido Lavrov, el ministro ruso de asuntos exteriores, quien ha oficiado la respuesta de Moscú a la actuación del presidente Biden, desde el entendimiento de que lo actuado por Vladimir Putin en proximidades críticas contraviene lo acordado en la Conferencia de Minsk para la salida del último conflicto bélico ucraniano-ruso. La réplica rusa de ahora incluye el veto a la entrada de su territorio de varios altos cargos del gobierno norteamericano, entre ellos el director de FBI, Christopher A. Wray, al tiempo que vetará la actividad de fundaciones y organismo oficiales estadounidenses. Un tiempo nuevo, de frialdad, se ha establecido en las relaciones ruso-americanas.