Venezuela: cuestionado y polémico el regreso de ZP a Venezuela

Mientras la redoblada presencia de Juan Guaidó en la vida venezolana robustece -indiciariamente al menos – el retroceso en el clima político de aquella república, de forma muy específica contra las referencias a la creciente cifra de jefes militares que se desprenden del bloque tutor del régimen totalitario de Nicolás Maduro, al tiempo que se afloran las perspectivas críticas con el papel que representa el peso de la colaboración militar cubana por la involución patente de lo que fue el chavismo hasta la muerte del creador del sistema; cuando el cambio de horizonte aportado ya por el impacto de la reclamada presidencia del titular de la Asamblea Nacional, no acaba de entenderse la razón por la que José Luís Rodríguez, que fue presidente del Gobierno español, haya regresado a Venezuela, dónde prestó un servicio poco menos que crucial al régimen del “hijo de Chávez”, mareando la perdiz una y otra vez con ficciones de negociación entre el régimen y quienes se le oponen, en la propia medida que los compromisos “acordados” en toda la simulación política de tan dilatado periodo, nada aportaban de avances o aperturas y sí todo de cerrazones y retrocesos.

El impulsor de la Ley de la Memoria Histórica, instrumento capital en el desactivador remate del proceso histórico de la Transición española a la democracia de partidos, parece haber contribuido de modo sustantivo a que la dictadura chavista se blindara con demoras, por pérdida de todo tiempo, a que se abriera a la democracia y las libertades.