La ONU tomará nota sobre Venezuela

La inmediata llegada de una comisión técnica a Venezuela para explorar las condiciones reales de la situación en el país, enviada por la ONU, precede a la visita de Michelle Bachelet, Alta Comisionada para los Derechos Humanos, a la que en su día invitó el régimen de Nicolás Maduro, obligado por la escandalera internacional que suscita tanto el bloqueo fronterizo de los socorros alimentarios y médicos como los incidentes de las últimas horas en los entornos del país, especialmente por el desplome total del suministro eléctrico, algo que magnifica, plastifica e “ilumina” el fracaso gestor del actual Gobierno.

Esta nueva puesta en escena de la debacle del sistema bolivariano, llega envuelta en la circunstancia y condición de que no podrá ser bloqueada por la mecánica del veto ruso o chino de sus aliados en el Consejo de Seguridad, órgano dirimente en las cuestiones críticas que llegan a manos de la ONU. En lo que toca a  Maduro, cabe decir que tiene la causa más perdida que el muy inefable Carracuca.