Cumbre cara o cruz

Dos son los polos sobre los que parece girar el problema de la periferia europea – que nos cuesta un riñón a los españoles cada vez que el horizonte se oscurece por causa de Grecia – ante la próxima cumbre europea, respecto de la cual se mueve Merkel como si fuera un príncipe de Dinamarca. […]