Crece la presión internacional sobre Marruecos 

Parece, pero no está claro, que Marruecos, tras la presión internacional recibida por su Gobierno y el Rey Mohamed VI, recula en Ceuta, aceptando la devolución de miles de inmigrantes (del total de 8.000) marroquíes que invadieron la ciudad y activando su policía de la frontera, para poner fin a la ‘invasión’ migratoria  marroquí del territorio español. Aunque todavía hay mucho inmigrantes cerca de Ceuta que podrían intentar entrar.

Y ya veremos en los próximos días amaina la crisis política y diplomática entre España y Marruecos tras la invasión marroquí de Ceuta. Una crisis migratoria marroquí con invasión del territorio español que se inició el lunes en Ceuta y que no detectaron los ‘servicios de inteligencia españoles’.

Y que estaba planificada al detalle y dirigida contra España por el Gobierno de Rabat, cuyo espionaje en España sí detectó la presencia del jefe militar del Frente Polisario, Brahim Ghali en un hospital de Logroño donde ha sido atendido de una grave infección de Covid.

Lo que claramente está, aunque lo niegue el Gobierno español, en el origen de la invasión de Ceuta como lo ha reconocido la embajadora de Rabat en Madrid, Kamira Benyaich, al decir: ‘hay hechos que tienen consecuencias y que se tienen que asumir’.

En estas tan graves circunstancias el presidente Sánchez viajó a Ceuta, pero no quiso denunciar abiertamente a Marruecos a pesar que tiene pruebas de la maquinación alauita, para no tensar más si cabe la situación.

Y cabe imaginar que la UE ha presionado al Gobierno de Rabat, porque las fronteras españolas lo son también de la UE, y puede que también lo hayan hecho frente al Rey de Marruecos Mohamed VI los presidentes de Francia y Estados Unidos, Enmanuel Macron y Joe Biden (a no olvidar que USA tiene importantes bases militares en España), si les ha pedido ayuda el presidente Sánchez del Gobierno español.

El que no sabemos si ha hablado con su homólogo marroquí como tampoco sabemos si el Rey Felipe VI habló con Mohamed VI en últimas horas, dada la histórica y buena relación que siempre hubo entre las dos monarquías.

Pero Marruecos le ha dado un serio aviso a España -que nos recuerda ‘la marcha verde’ del Sáhara-, y lo hizo en un momento de franca debilidad política del presidente Sánchez, lo que siempre suelen aprovechar en estos casos los estrategas marroquíes. Máxime porque Sánchez despreció al Rey alauita al negarse a hacer su primer viaje al exterior a Marruecos lo que era una tradición entre los dos países vecinos, que Sánchez cambió eligiendo a Francia como su primer viaje internacional.

Y un dato importante que conviene subrayar. La UE ha hecho públicas y serias advertencias a Marruecos sobre la invasión del territorio español y de la UE, pero quienes no han dicho nada son los portavoces de la OTAN y ello se debe a que el Tratado que firmó España con la Alianza Atlántica no incluía  las ciudades de Ceuta y Melilla, lo que fue un gravísimo error del Gobierno de Leopoldo Calvo Sotelo, y desde entonces está pendiente de rectificación.

Marruecos le ha dado un serio aviso a España sobre la crisis del Sáhara y veremos si ello afecta a las tensas relaciones de Madrid y Rabat en las que se incluyen (a través de la UE) importantes acuerdos en materia de pesca, comercio, turismo e inversiones que se deben sopesar.

Y ¿qué va a pasar con la presencia en del líder del Polisario en España? No se sabe, pero esta sigue siendo una cuestión fundamental a despejar si se quiere regresar a la normalidad.