El Gobierno de España contra España y contra el Rey

Los recientes ataques, directos e indirectos, a la figura del Rey Felipe VI, Jefe del Estado (y a su padre el Rey emérito Juan Carlos I), desde el interior del Gobierno de coalición que preside Pedro Sánchez, sumados a otros disparates favorables al golpismo catalán y a las sonoras discrepancias dentro del Ejecutivo sobre las alianzas presupuestarias y el alcance fiscal de los PGE de 2021, prueban que en el Ejecutivo de Pedro Sánchez gobierna contra España y que hay ‘dos Gobiernos’ mal avenidos en su interior, el de Sánchez y el de Iglesias.

Aunque en los recientes ataques al Rey de los Ministros, de uno y otro lado, parece existir una cierta coincidencia porque las duras palabras de Iglesias, Garzón y Castells contra el Rey , han sido consentidas y no criticadas por Sánchez. Y a ellas se ha sumado el aprendiz de la política que es el ministro de Justicia, Campo, con comportamientos nada democráticos, atacando al Poder Judicial y diciendo que el Rey no debe viajar a Cataluña porque su presencia daña la convivencia catalana, lo que es un disparate monumental.

Y lo que le parece muy bien al presidente Sánchez que calla y otorga y del que se dice que hace tiempo que no despacha ni habla con el Rey, lo que de ser cierto constituye una anomalía democrática y constitucional, alarmante.

Iglesias ya ha dicho a las claras que la prioridad de Podemos es instaurar la República en España. Y Sánchez afirma que el PSOE respeta la monarquía constitucional pero él maltrata a La Corona desde su Gobierno donde cada ministro va a su aire y por libre porque nadie les impone autoridad.

Incluso Iglesias se permite contar en público que mantiene ‘discusiones muy fuertes’ con Sánchez y que el presidente acaba pidiéndole perdón, lo que no deja de ser asombroso y perturbador.

Y en la cuestión catalana pasa lo mismo. Cada Ministro va por su lado, los dos catalanes del lado independentistas, Illa pegado a ERC y el tal Castells incluso criticando al Tribunal Supremo por la inhabilitación de Torra. Y todos están a favor del indulto a los golpistas a pesar de su no arrepentimiento y de que Junqueras les dijo ‘que se metan los indultos por donde le quepan’, y añadió sobre el fallido golpe de Estado catalán: ‘lo volvería a hacer’.

Y probablemente lo hará si Sánchez lo indulta, ERC gana las elecciones y Junqueras se convierte en presidente de la Generalitat, de lo que Sánchez no tardará mucho en arrepentirse, si ello se confirma en las elecciones de Cataluña que se celebrarán en febrero de 2021.

Nunca se ha visto en nuestro país y en la reciente historia de España un Gobierno como el de Pedro Sánchez que ataca a España, a su unidad y a sus primeras instituciones mientras fomenta el golpismo catalán. Y que no puede controlar la pandemia que nos invade ni la crisis económica y social. Entre otras cosas porque en este Gobierno el talento, la experiencia y la gestión de la vida pública brillan por su ausencia, como a diario se puede comprobar.