La encuesta pro PP y la tozuda realidad

¡Albricias! se habrá escuchado clamar a los dirigentes del PP al admirar la portada que, con la encuesta favorable de GAD3, les ofreció en la mañana de ayer el diario ABC con el siguiente titular de ‘El PP capta 250.000 votos del PSOE y 650.000 de Vox y Cs’.

Un mensaje difícil de digerir cuando el sondeo le da la victoria al PSOE, incluso Pedro Sánchez sube 0,7 décimas respecto a su resultado de los comicios del 10-N para situarse en un 28,7 % de intención de voto, con los mismos 120 escaños.

Pero es verdad que la encuesta de GAD3 de Michavila -que es mucho más seria que las de Tezanos del CIS- le anuncian al PP un ascenso de 6,7 puntos hasta el 27,1 % con 115 escaños. Sin duda una ‘perita en dulce’ para Pablo Casado después de una semana ‘horribilis’ tras la fuga de Inés Arrimadas hacia los brazos de Sánchez, a quien apoyó en la votación de la prórroga del ‘estado de alarma’ el miércoles 6 en el Congreso.

Sin embargo, y a pesar de las apariencias, la encuesta de GAD3 -que no recoge el posible impacto del acuerdo de Cs con el PSOE- lo que dice es que si ahora se celebraran elecciones Casado no podría Gobernar con los escaños del PP, Vox y Cs. Mientras que Sánchez sí podría gobernar con la ayuda de sus compañeros de la investidura.

De manera que el titular de ABC más exacto pudo haber sido: ‘Sube el PP pero Sánchez sigue al frente del Gobierno’. Qué le vamos a hacer. Así son las cosas y además nadie cree en un adelanto electoral en plena crisis que desgasta al Gobierno sino más bien dentro de dos años.

Porque todo apunta a que la mayoría de los 178 escaños del pasado día 6 se puede repetir en la aprobación de los Presupuestos de 2021. Lo que le daría a Sánchez el tiempo suficiente para una mejora de la economía y el empleo y, en consecuencia, para un resultado electoral mucho mejor para él en 2022. O sea ocho años de Sánchez en el poder y Casado a la espera.

Y desconcertado con el movimiento de Arrimadas que está creando toda clase de suspicacias en el Gobierno de la Comunidad de Madrid y podría poner en peligro la estrategia electoral del ‘España suma’ en los próximos comicios autonómicos de Galicia, País Vasco y Cataluña.

La votación del pasado día 6 en el Congreso sobre la cuarta prórroga del ‘estado de alarma’ presentó dos escenarios: una mayoría absoluta de 178 escaños con PSOE, UP, Cs, PNV, MP, CC, PRC y TE; y un centro derecha cada uno por su lado con el voto favorable a Sánchez de Cs, la abstención del PP y el voto contrario de Vox. En suma una réplica del ‘divide (el centro derecha) y vencerás’ que sin duda beneficia a Sánchez.

Y la sensación de que Casado, el nuevo Don Tancredo del PP, ha perdido la ocasión en los últimos meses de ofrecerle un acercamiento a Arrimadas y ahí incluida la secretaría general o el número dos de un partido o coalición electoral PP-Cs. En la creencia Casado -que tiene un pésimo ‘estado mayor’ en el PP, porque manda FAES- de que Cs se iba a diluir camino de la nada.

Y no solo se han equivocado Casado y sus protectores de FAES, con Aznar a la cabeza, sino que Arrimadas ha recuperado el impulso de Cs y además se ha acercado a Sánchez ofreciéndole los 10 escaños de Cs como opción alternativa a ERC en la votación que será decisiva para los Presupuestos de 2021.

En suma ‘no es oro todo lo que reluce’ ni tampoco parece un gran regalo la encuesta que GAD3, aunque la noticia le habrá alegrado el día a Casado y al PP donde dirán que lo más importante de la encuesta es la tendencia al alza del PP que marca en menoscabo de Vox y Cs, y que en próximos sondeos esa tendencia se confirmará.

Y a lo mejor eso es cierto, pero el sondeo definitivo es el de las elecciones y si hay Presupuestos de 2021 los comicios tardarán dos años como poco en llegar y en ese caso puede haber cambiado y mucho en España el mapa político, económico y social.

Etiquetas: