Carmena y Errejón traicionan a Iglesias en Madrid

Íñigo Errejón ha regresado a su batalla política y personal contra Pablo Iglesias con un pacto electoral en Madrid con Manuela Carmena en la plataforma de ‘Más Madrid’ y a espaldas a Podemos.

A lo que respondió Pablo Iglesias ‘tocado’, compungido y con un puñal entre los dientes, diciendo que Podemos plantará batalla a Errejón en la Comunidad de Madrid. Dejando entrever Iglesias que Podemos podría no presentar candidatos a la alcaldía para no dañar a Carmena. La que es tan responsable de la tradición a Podemos como el propio Errejón.

El que será expulsado del partido como el resto de concejales que, con Rita Maestre a la cabeza, se pasaron a ‘Más Madrid’ de Carmena huyendo de las primarias de Podemos donde iban a quedar relegados en la lista electoral.

Esta enésima crisis de Podemos anuncia una apasionante batalla electoral madrileña en los comicios municipales y autonómicos del 26 de mayo en Madrid donde competirán tres candidaturas del centro derecha (PP, Cs y Vox) y tres de la izquierda (PSOE, Podemos y Más Madrid).

Estamos en una descarnada lucha cainita entre Errejón y su ex amigo Iglesias. Un dirigente soberbio y autoritario que maltrató a Errejón tras la segunda Asamblea de Vistalegre y que sometió a su militancia una ridícula consulta sobre la compra (con crédito ‘generoso’) de su chalé pequeño burgués que además está construido en un terreno ilegal.

Asistimos duelo en la alta sierra de la extrema izquierda populista que acabará mal para ambos porque ninguno tiene un proyecto democrático, nacional y europeo para España. Y porque desprecian la Constitución y la legalidad (cuando dicen que en España hay presos y exiliados políticos) y apoyan la estrategia del golpismo catalán.

Y así no van a ninguna parte, como se ha visto en Andalucía. Errejón lo sabe y ha decidido atrincherarse en Madrid junto a Carmena, al margen de IU y de Podemos, y en definitiva camino de integrarse en el PSOE, como ya ocurrió años atrás con otros dirigente del Partido Comunista Español (PCE).

Aunque mientras tanto Errejón, a falta de un discurso democrático, diserta agitando el espantajo de Vox contra lo que llama el ‘bloque reaccionario’ de la derecha lo que no les garantiza el triunfo electoral en Madrid, sobre todo si Iglesias le planta batalla a Errejón en la defensa de Podemos su general Rodríguez al que no sabe dónde colocar.

Esta trifulca interna de Podemos beneficia a nivel nacional al PSOE de Pedro Sánchez, que aún no tiene candidato en Madrid y que podría sumarse, con lo que eso significa, al bloque populista radical de Carmena y Errejón con vista a la triple convocatoria electoral europea, autonómica y municipal del próximo 26 de mayo.

Un frente de izquierda que sumiría al PSOE en el populismo radical mientras sigue jugando con el fuego abrasador del golpismo catalán. Aunque también puede favorecer el flanco del centro derecha en Madrid como en Andalucía acaba de ocurrir.